Las donaciones navideñas se modernizan en EE.UU. con Apple Pay y Google Pay

Agencia EFE

San Francisco (EEUU), 27 nov. (EFE).- Los voluntarios del "Ejército de Salvación" pidiendo donaciones para los necesitados con una campanilla son una estampa tradicional callejera de las fechas navideñas desde hace más de un siglo, pero este año se han modernizado y aceptan también pagos por Apple Pay y Google Pay.

Se trata de la primera vez que la organización caritativa utiliza estos sistemas de pago digital a nivel nacional, y lo hace en una campaña, la navideña, que habitualmente recauda varios millones de dólares a lo largo y ancho del país que se destinan a la compra de comida, ropa y juguetes para los más necesitados.

"Hemos probado en el pasado distintas maneras de llevar a cabo transacciones electrónicas y esta parece la mejor manera y la más segura", explicó a Efe el "capitán" Matt Madsen, secretario de división del Ejército de Salvación para San Francisco (California).

El sistema de pagos ha sido bautizado "Kettle Pay" (Caldero de Pago) en homenaje a los tradicionales calderos rojos que los voluntarios siguen llevando consigo y en los que quienes prefieran donar dinero en efectivo a la manera tradicional pueden seguir depositando sus billetes o monedas.

Precisamente sobre el caldero, que cuelga de una cadena, se halla un cartel en el que se anima a los transeúntes a donar, y en este hay tanto un código QR como un chip de comunicación NFC para que los usuarios de iPhone y de móviles con sistema operativo Android puedan donar acercando su dispositivo al chip o escaneando el código mediante la cámara.

Una vez se ha establecido contacto mediante "Kettle Pay", el usuario recibe en la pantalla de su móvil varias opciones de donación: 5 dólares, 10, 25 u "otra cantidad", elige la que desee, confirma el pago seguro mediante Apple Pay o Google Pay y, una vez realizada la transacción, puede compartir la donación en las redes sociales para animar a sus contactos a hacer lo mismo.

"Es una manera accesible para que la gente done. Aún no tenemos cifras oficiales, pero sabemos que vivimos en una sociedad en la que la gente cada vez lleva menos dinero en efectivo en el bolsillo", explicó Madsen.

Los fondos que se recauden mediante este sistema serán distribuidos a las organizaciones locales del Ejército de Salvación en base al distrito postal del donante, de manera que aunque alguien se encuentre de viaje o lejos de casa, su donación recaerá en aquellas personas necesitadas más cercanas a su hogar.

Madsen explicó que pese a ser la primera vez que usan este sistema a gran escala, no han tenido dificultades en su implantación, y que han mantenido reuniones formativas con los voluntarios para que aprendan el funcionamiento básico de la tecnología según cada modelo de teléfono.

La campaña, que ha comenzado estos días justo antes de la celebración de Acción de Gracias en EE.UU., se alargará hasta Nochebuena, y en la ciudad de San Francisco hay repartidos 28 puntos de donación de "Kettle Pay".

La urbe californiana vive una crisis de pobreza sin precedentes, con más de 8.000 personas sin techo según el último recuento del Ayuntamiento (un tercio más que hace ocho años), los precios de la vivienda y el coste de vida entre los más caros de EE.UU. y la presencia cada vez más perceptible de personas con problemas de salud mental o de drogadicción en el centro de la ciudad.

Marc Arcas

(c) Agencia EFE