Doble femicidio en Santiago del Estero: una de las víctimas tenía a su bebé en brazos al ser atacada

Leonel Rodríguez
·3  min de lectura

SANTIAGO DEL ESTERO.- Jorge Fecha asesinó de un tiro de escopeta a su expareja cuando esta tenia al hijo de dos años de ambos en brazos. El dato surgió de los distintos testimonios recogidos hasta el momento por el fiscal que investiga la causa, Santiago Bridoux, quien esta tarde se prestaba a indagar al doble femicida de la localidad de Monte Quemado.

Tal como consignó ayer LA NACION, Fecha, de 29 años, se presentó ayer, pasado el mediodía, en la casa de una amiga de su ex. D e profesión jornalero, sabía que Yesica Palmas, de 23 años, no se encontraba en su casa y fue hasta donde estaba conversando en la vereda, con el hijo de ambos de dos años en brazos. Saludo a las dos e inmediatamente comenzaron a discutir.

Leo Montero, tras la polémica por la pregunta sobre el femicidio de Lola Chomnalez: "Estamos arrepentidos"

La amiga de Yesica se metió dentro de su vivienda y dejó a Fecha y a Palmas discutiendo en la vereda, pero apenas entró a la casa escuchó el ruido del disparo de la escopeta calibre 16 que Fecha tenia escondida, envuelta en una campera. El cuadro era desesperante: la joven Palmas estaba tirada en el piso, su hijo de dos años lloraba a los gritos a un costado y el femicida huía en su moto con destino a la casa de su exsuegra, a pocas cuadras de allí.

El disparo había alertado a todo el barrio El Porvenir. Los vecinos llamaron a la ambulancia, que en pocos minutos llegó para asistir a Palmas. Los policías de Monte Quemado se dispersaron para dar con Fecha y, poco después, se escuchó un segundo disparo, a pocos metros de allí.

Femicidio en Salta: asesinó a su expareja y luego intentó quitarse la vida

Fecha había ido a la casa de quienes fueron sus suegros, tocó la puerta e ingresó a la vivienda. Allí vio a Felipa Antonia Correa, su exsuegra, en la cocina,y le dio un disparo en el pecho. Un poco más de 300 metros separan a las dos escenas del crimen.

Yesica murió en el acto. Su hijo resultó ileso. Según los investigadores, el hecho de que los perdigones no se hayan dispersado indica que el asesino prácticamente apoyó el caño del arma en el cuerpo de Palmas. Su madre pudo ser auxiliada por uno de sus hijos, llegó a ser trasladada al Hospital Zonal, pero falleció a los pocos minutos. El doble femicida fue encontrado minutos después caminando por la calle, como perdido, con la escopeta aún en la mano. Se entregó sin resistencia a los efectivos de la Seccional 22 de Monte Quemado.

Género. Salvaron la vida de una mujer, pero fueron acusados de matar al agresor

Otra situación que causó preocupación fue la presunta desaparición de los padres de Fecha, con quienes este vive en un paraje alejado, varios kilómetros monte adentro. El fiscal Santiago Bridoux encabezó una comitiva que realizó un rastrillaje en la zona aledaña al rancho, pero en principio no pudieron dar con ellos. Finalmente hoy pudieron localizarlos en un paraje vecino.