Discrepancias e indirectas en encuentro entre Sicilia y Solalinde

GUADALAJARA, Jal ., diciembre 2 (EL UNIVERSAL).- Sin llegar a ser ríspido, el encuentro entre el poeta Javier Sicilia y el padre Alejandro Solalinde propiciado la noche de este lunes en el marco de la 33 Feria Internacional del Libro de Guadalajara fue incómodo.

Nunca se miraron, pero señalaron sus discrepancias de manera indirecta y sin mencionar sus nombres.

Acompañados por el obispo José Raúl Vera López y Norma Romero Vázquez de la organización Las Patronas, Sicilia y Solalinde volvieron a manifestar su posición en contra y a favor de la actuación y declaraciones del presidente Andrés Manuel López Obrador.

"El Presidente no puede decir esta estupidez: 'fuchi' y 'guácala'. Con esto no estoy llamando a las balas sino a cuántos estados tenemos que construir. El Presidente no está entendiendo ni está siendo empático con el dolor, ni con las víctimas", aseguró Javier Sicilia durante el encuentro organizado por la Federación de Estudiantes Universitarios.

El poeta y luchador social dijo que "este asunto de las víctimas es una deuda del Estado, el Presidente es responsable", señaló Sicilia, quien en todo momento fue crítico del gobierno y señaló que no hay ni siquiera una idea de cómo hacer una política en la materia y agregó: "hay que hablar claro, la verdad es la verdad y quien oculta la verdad es alta traición".

Por su parte, el padre Alejandro Solalinde se dedicó a defender la figura del Presidente. "El Estado de desastre que nos heredaron es muy grande. Necesitamos entender el cambio que quiere este gobierno. No soy vocero del gobierno, soy analista. Necesitamos escuchar para construir las políticas públicas que no existen", afirmó.

Por su parte, el obispo Raúl Vera López afirmó que "hay una política de maquillaje donde se está simulando unas mejoras a los derechos de los mexicanos, pero no se está tomando en cuenta la denuncia del Tribunal permanente de los pueblos".

Mientras que Norma Romero Vázquez, una de Las Patronas que trabajan con los migrantes en Veracruz, dijo que la situación ha empeorado en los últimos años:

"Descubrimos que también nosotros somos un país migratorio hacia los migrantes centroamericanos. Ha sido muy difícil la situación para ellos. No hay una mejoría. Cada vez se endurece más", expresó.

Los cuatro luchadores sociales fueron invitados porque recibieron el galardón Corazón de León que otorga la Federación de Estudiantes Universitarios; aunque participaron en el diálogo Sicilia y Solalinde nunca se encontraron.