Dos opositores detenidos por "terroristas" en Venezuela; choques y saqueos

Javier TOVAR
1 / 2

Activistas opositores protestan en contra del gobierno de Nicolás Maduro, el 13 de abril de 2017 en Caracas

Activistas opositores protestan en contra del gobierno de Nicolás Maduro, el 13 de abril de 2017 en Caracas (AFP | STR)

Dos hermanos activistas opositores fueron detenidos y su casa allanada en Venezuela, tras ser acusados este viernes de estar involucrados en "actos terroristas".

El arresto se produce en medio de las marchas opositoras convocadas desde el 1 de abril, que han terminado en violentos enfrentamientos con las autoridades, que las dispersan con gases lacrimógenos, balas de goma y chorros de agua, y los manifestantes más radicales responden con piedras y botellas.

El caso más reciente fue en Los Teques, ciudad satélite de Caracas, donde además los choques se produjeron saqueos a comercios.

Los jóvenes dirigentes pertenecían al partido Primero Justicia. Según el ministro del Interior, Néstor Reverol, José y Alejandro Sánchez "organizaban actos terroristas y atentados contra la paz del país".

"Ambos detenidos han confesado su participación en la violencia de esta semana", escribió Reverol la noche del viernes en su cuenta de Twitter.

"Es condenable como la derecha venezolana utiliza la violencia criminal para sus propósitos golpistas", indicó Reverol, que aseguró tener "valiosos elementos de prueba que comprometen a dirigentes de la derecha con los actos terroristas".

Primero Justicia, que tachó el arresto de "secuestro", denunció el viernes de noche que la casa de los dirigentes fue allanada por la policía judicial y la fiscalía.

"Hay alrededor de cinco patrullas del #CICP acompañando el allanamiento. Basta de persecución injustificada. Es una familia honesta", escribió el diputado Jorge Millán, jefe de la facción de Primero Justicia en el parlamento, de mayoría opositora, que acompañó el procedimiento junto a otros asambleístas.

"¡Ya basta de atropellos y arbitrariedades contra quienes distinto!", añadió.

El jefe de los servicios de inteligencia, Gustavo González, informó hace una semana que habían sido capturados los "primeros cabecillas" de una "célula fascista terrorista" que habría impulsado y financiado hechos de violencia en Caracas, y que sería liderada por el excandidato presidencial y principal figura de la oposición, Henrique Capriles.

- Gases y molotov -

Las manifestaciones contra Maduro cumplen casi dos semanas. La principal demanda en la calle es la destitución de los magistrados del máximo tribunal, luego de que se adjudicaran temporalmente las funciones del Parlamento de mayoría opositora y revocara la inmunidad de los diputados.

También se exige un cronograma electoral.

El próximo miércoles ha sido convocada la denominada "madre de las marchas", que llegará a la Defensoría del Pueblo, ubicada en el centro de la ciudad, donde se concentran los poderes públicos y es considerado un bastión del chavismo.

La oposición ya intentó en otras oportunidades llegar a ese organismo, pero las fuerzas del orden siempre se lo impidieron.

El más reciente encontronazo fue en Los Teques, a 20 km de Caracas.

Al terminar una marcha de 200 a 300 personas que recorrió bajo la lluvia el centro de Los Teques, un grupo bloqueó el paso con escombros y vallas de la carretera Panamericana, principal vía de acceso.

La Guardia Nacional los dispersó con gases, mientras los manifestantes respondieron con piedras, botellas y bombas incendiarias.

Una foto que circulaba por las redes sociales, muy populares en Venezuela, mostró a manifestantes usando como barricadas unos ataúdes que supuestamente estaban vacíos y apiñados como basura, mientras que un video reveló cómo un vehículo blindado fue impactado por un coctel Molotov.

El gobierno endosó la responsabilidad del caos a la oposición y viceversa.

Capriles, gobernador del estado de Miranda, cuya capital es Los Teques, denunció el viernes que 15 locales comerciales fueron saqueados en la noche, incluidas varias panaderías.

"Todos los actos vandálicos, con nombre y apellido, son ordenados por el señor Néstor Reverol, que cumple órdenes del señor [presidente Nicolás] Maduro", dijo en una rueda de prensa.

El chavismo responsabilizó a Capriles de no activar a la policía del estado para mantener el orden.

El líder opositor respondió que la Guardia Nacional le arrebató el control de la situación y denunció además la presencia de los llamados "colectivos", grupos de civiles armados que según la oposición sirven al gobierno.

Vecinos del sector escribieron en las redes sociales que escucharon detonaciones durante la noche y que hubo dos heridos de bala. La AFP no pudo confirmar la cifra.