Diputados: Daniel Scioli, designado embajador en Brasil, permitió el quórum y Juntos por el Cambio abandonó el recinto

Laura Serra

Faltaba apenas un minuto para que venciera el plazo de espera para conseguir el quorum y arrancar la sesión en la Cámara de Diputados. Un tenso silencio imperaba en el recinto. Sobre el final ingresó, con el rostro apurado y recién llegada de Aeroparque, la diputada oficialista fueguina Mabel Caparrós: sin pérdida de tiempo, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, dio inicio a la sesión en la que el oficialismo pretende dar media sanción al proyecto para recortar las jubilaciones de los magistrados y de los diplomáticos.

El principal bloque opositor, Juntos por el Cambio, que no bajó al recinto, denunció que el oficialismo alcanzó el quorum de manera "anormal" porque se logró gracias a la participación de Daniel Scioli, cuyo pliego como embajador argentino en Brasil ya fue aprobado por el Senado. "No es un hecho normal que pueda pasar por alto. Es de absoluta anormalidad y torna inválido el quorum con que se dio comienzo a la sesión", denunció el jefe del interbloque de Juntos por el Cambio, Mario Negri.

Desde la presidencia, Massa refutó la acusación de Negri. "Todavía el cuerpo no aceptó la renuncia del diputado. Mientras esto no ocurra, sigue siendo diputado", enfatizó. Luego, el propio Scioli pidió la palabra y aclaró que el próximo 3 de marzo se hará cargo de la embajada en Brasil. "El decreto presidencial aún no se publicó en el Boletín Oficial", fue la justificación de Scioli.

En medio de los gritos de la oposición, el oficialismo arrancó la sesión. Sin mayoría propia, el oficialismo alcanzó el quorum gracias al aporte de un sector de la oposición. Entre ellos figuraron los cuatro diputados cordobeses que responden al gobernador Juan Schiaretti; los dos diputados de izquierda, Romina Dal Plá y Nicolás del Caño, como así también la neuquina Alma Sapag y los ocho diputados del interbloque Unidad Federal para el Desarrollo, una bancada aliada del oficialismo.

Llamó la atención la ausencia de los diputados de Consenso Federal, que responden al economista Roberto Lavagna. Ni el presidente del interbloque Federal, Eduardo Bali Bucca, ni Graciela Camaño, como tampoco Alejandro "Topo" Rodríguez bajaron al recinto. Tampoco estuvo presente el diputado Jorge Sarghini ni los socialistas santafecinos.

"Nuestro interbloque ha sido absolutamente excluido de este debate, privándosenos incluso de participar de la Comisión de Previsión Social, que por composición del cuerpo nos corresponde", justificaron los lavagnistas. "La modificación al sistema previsional del Poder Judicial es un tema emblemático, en el que era absolutamente necesario la búsqueda de acuerdos y consensos", explicaron en un comunicado.