Partidarios de Trump juran vengarse de republicanos por las elecciones

Oliver O'Connell
·2  min de lectura
<p>WASHINGTON, DC - 6 DE ENERO: Multitudes llegan para el mitin

WASHINGTON, DC - 6 DE ENERO: Multitudes llegan para el mitin

(Foto de Spencer Platt / Getty Images)" />

Miles de partidarios de Trump se reunieron en Washington, DC para jurar venganza contra los legisladores republicanos que no respaldan las afirmaciones del presidente de fraude electoral mientras el Congreso se preparaba para confirmar los resultados de la votación del colegio electoral.

Una lista de manifestantes entusiasmados continuó expresando sus afirmaciones de que las elecciones le fueron robadas a Donald Trump, con la mirada puesta en las próximas elecciones en 2022 y 2024.

El congresista Mo Brooks de Alabama fue el primero en hablar y se dirigió al “Rally Save America” en la Elipse cerca de la Casa Blanca. Una multitud más grande se reunió cerca del National Mall.

Acusó a los miembros republicanos del Congreso que no rechazan a los electores que certifican que Joe Biden ganó las elecciones de ayudar a convertir a Estados Unidos en una "nación atea, amoral, dictatorial, oprimida y socialista en declive".

Donald Trump Jr. lo dejó aún más claro: "Este ya no es su Partido Republicano. Es el Partido Republicano de Donald Trump".

Amy Kremer de Mujeres por Trump advirtió a los legisladores republicanos: "Vamos por ustedes".

Entre los otros manifestantes se encontraban el hijo menor del presidente, Eric, su esposa Lara y la novia de Trump Jr., Kimberly Guilfoyle. El mensaje era que no pensaban abandonar el escenario político en el corto plazo.

Si bien gran parte de la retórica se dirigió a resistir la confirmación de hoy de la votación del colegio electoral, se vio eclipsada por una mirada hacia las batallas electorales en 2022 y 2024 tanto contra demócratas como republicanos.

Brooks dijo: "Hoy es el día en que los patriotas estadounidenses comienzan a anotar nombres y patear traseros".

Noticias relacionadas

VIDEO | Georgia acusa a Trump de socavar la fe en las elecciones antes de voto clave