Dinamarca quiere acabar con el límite de edad para el cambio de sexo legal

·1  min de lectura

Un nuevo plan LGBTQIA+ presentado por los partidos del bloque que apoyan a la Primera Ministra Mette Frederiksen quiere ampliar el acceso a la reasignación legal de género para todos los niños, independientemente de su edad. La propuesta se votará en octubre, y va en contra de las recomendaciones del Consejo de Ética del país y de los partidos conservadores.

Por Fernanda Melo Larsen, corresponsal de RFI en Copenhague

El nuevo plan LGBTQIA+ incluye una propuesta para ampliar el acceso a la reasignación legal de género para todos los niños, independientemente de su edad. En la actualidad, en Dinamarca sólo se puede solicitar el cambio de sexo en los documentos oficiales a partir de los 18 años. El nuevo plan pondría fin a esta restricción de edad, pero los menores de 15 años seguirían necesitando el consentimiento de sus padres o tutores.

La reasignación legal de género para alguien que reside en Dinamarca significa que una persona cambia su género en el sistema nacional de registro de personas, como el DNI. Los partidos que apoyan al gobierno danés en el parlamento celebran la propuesta de eliminar la edad para el cambio de sexo en el nuevo plan LGBTQIA+.

"Creo que fijar el límite a partir de cero años, es respetar el derecho de las familias y de los niños a decidir por sí mismos sobre su propia identidad de género, sin que nosotros, de forma condescendiente, desde el mundo exterior, tengamos que decir cuándo se está preparado para tomar una decisión", dijo la ponente para temas de igualdad, del partido de izquierda radical Lista de la Unidad (Enhedslistens), Pernille Skipper.

Los conservadores y el Consejo de Ética desaprueban la medida


Leer más sobre RFI