Diego Santilli y Facundo Manes relanzaron la campaña de Juntos en la provincia con un mensaje de unidad

·6  min de lectura
Diego Santilli y Facundo Manes, durante el acto de Juntos en Tigre
Diego Santilli y Facundo Manes, durante el acto de Juntos en Tigre

Mientras el Gobierno sutura las heridas que provocó la debacle electoral del oficialismo en las PASO y pone en marcha la maquinaria electoral, sobre todo en la provincia Buenos Aires, la oposición se alista para la batalla con el kirchnerismo por el control del Congreso con un mensaje de unidad. Con el objetivo de contener los votos que cosechó Juntos en las primarias bonaerenses, Diego Santilli y Facundo Manes relanzaron en Tigre, bastión del massismo, la campaña de la alianza opositora con miras a las elecciones generales del 14 de noviembre próximo.

Fue el primer acto conjunto de Santilli y Manes, la principal apuesta electoral de la UCR, después de que la lista apalancada por Horacio Rodríguez Larreta se impusiera en la interna de la coalición opositora en la provincia. “Tenemos los mismos valores y proyectos para la provincia y el país. Crecemos en las diferencias. Ustedes nos mostraron el camino de la esperanza”, subrayó Santilli, quien buscó complementar su alocución con el estilo discursivo del médico.

Es más, el ladero de Larreta y el neurólogo intercambiaron abrazos y bromas durante el evento: “Facundo, te olvidaste de presentarme”, le gritó Santilli desde la tribuna a su nuevo coequiper.

Cuando se subió al escenario circular, el exvice porteño lanzó una batería de críticas contra el Gobierno: propuso bajar los impuestos para crear empleo y endurecer las penas para “terminar con la puerta giratoria”. “Tenemos que recuperar la cultura del trabajo y avanzar con una ley de empleo joven para que nuestros hijos se queden y no se vayan del país”, enfatizó. Y cuestionó la implementación de la jubilación anticipada: “Cuando tenés más para dar, te quieren retirar antes”, expresó.

En el tramo final de su discurso, Santilli arengó a los militantes de la alianza opositora: “No nos van a robar nuestro futuro y nuestra esperanza. Vamos a pelear por nuestros valores. El 14 de noviembre tenemos una oportunidad histórica de ser dueños de nuestro futuro”, exclamó.

Minutos antes, Manes reiteró que el país lidia con una crisis “multidimensional” por la pandemia de coronavirus. Resaltó que “la sociedad se quebró por dentro” y llamó a “dejar de lado las diferencias partidarias” e ideológicas encarar problemas del país: “No solo estamos unidos para ganar una elección, esta es la lucha de nuestras vidas”, puntualizó.

Antes de cerrar su mensaje, el neurocientífico convocó a “dejar de administrar la pobreza”, con un proyecto que convoque a todos los sectores. “Es el momento de sanar las heridas y reconstruir la Argentina”, manifestó.

La puesta en escena diseñada por los estrategas de campaña del larretismo y del radicalismo tuvo al exvicejefe de gobierno porteño y al médico como principales protagonistas. Junto a Graciela Ocaña (Confianza Pública), quien ocupará el segundo casillero en la boleta de Juntos, Santilli y Manes fueron los oradores centrales del acto que tuvo un perfil netamente bonaerense. De hecho, estuvieron rodeados por intendentes de Pro y de la UCR, aliados y dirigentes provinciales de Juntos por el Cambio. En el Club Náutico Albardon, en Tigre, no estuvieron presentes los máximos referentes nacionales de Juntos por el Cambio, como Larreta, Patricia Bullrich, Mauricio Macri o los radicales Martín Lousteau y Alfredo Cornejo.

Santilli y Manes relanzaron la campaña de Juntos en Buenos Aires
Santilli y Manes relanzaron la campaña de Juntos en Buenos Aires


Santilli y Manes relanzaron la campaña de Juntos en Buenos Aires

En las PASO celebradas el 12 de septiembre pasado, Juntos, como se denominó el conglomerado opositor en el distrito, se alzó con un sorpresivo triunfo en el bastión de Cristina Kirchner: la alianza llegó al 37,33% de los votos y superó por cuatro puntos a la boleta oficialista encabezada por Victoria Tolosa Paz (Frente de Todos), que cosechó el 33,25% de los sufragios. En el campamento de Juntos entienden que la ventaja de 356.533 votos que Santilli y Manes le sacaron a la lista del oficialismo es exigua y advierten que el Gobierno, pese a la crisis interna que generó la derrota entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner, podría revertir el resultado. Por eso, insisten, el objetivo de la primera etapa de la campaña de Santilli y Manes será consolidar el voto propio para evitar fugas tras el ensamble de las nóminas. Según estudios de Pro, el 80 por ciento de los que respaldaron a Manes, apostarán por la boleta de Juntos en la elección general.

Diego Santilli dijo que Juntos por el Cambio apoyará un acuerdo con el FMI y afirmó: “El rol de la oposición es dar gobernabilidad”

Después de que se aplacaran las tensiones entre Manes y Larreta, los armadores de Pro y la UCR integraron sus equipos de campaña. Y, tras analizar los resultados de los sondeos y focus group, redefinieron la estrategia del espacio. Para evitar fricciones, repiten que cada fuerza mantendrá “su identidad” durante la campaña para los comicios generales de noviembre. Santilli y Manes compartirán actividades en municipios del interior o del conurbano, pero también se moverán solos por todo el territorio para contener el apoyo. Como en la campaña para las PASO, el larretismo pondrá su foco en los 50 “distritos estratégicos” , que concentran el 80 por ciento de la población en Buenos Aires.

Además de salir a pedir el voto útil y disputar el apoyo de los frentes que no pasaron el filtro de las primarias, el Pro irán a buscar a la fuente de los bonaerenses que no fueron a sufragar en los comicios del 12 de septiembre. En ese universo, estiman, hay 350 mil personas que podrían inclinarse por la boleta de Juntos. El Gobierno también irá a disputar ese segmento del electorado que no concurrió a votar en las PASO.

Facundo Manes: “Si nos mantenemos en la misma coalición, pero con identidades diferentes, vamos a ganar la elección en noviembre”

Tanto Larreta y Santilli como Manes coinciden en la necesidad de preservar la cohesión interna del conglomerado opositor y dar señales de unidad de cara la disputa con el oficialismo por el control del Congreso. Si Juntos logra contener su cosecha de las PASO, unos 16 candidatos de la lista del espacio tendrán garantizada su banca en Diputados.

Ocaña, Santilli y Manes, la fórmula de Juntos en Buenos Aires
Ocaña, Santilli y Manes, la fórmula de Juntos en Buenos Aires


Ocaña, Santilli y Manes, la fórmula de Juntos en Buenos Aires

En la campaña para las legislativas, Santilli se centrará en cuatro ejes: seguridad, trabajo, educación y transparencia y lucha contra la corrupción. El último eje representa una novedad respecto de la estrategia discursiva para las PASO: decidieron agregarlo por el efecto negativo en las encuestas de la foto del Presidente en el cumpleaños de la primera dama Fabiola Yáñez en la quinta de Olivos, en plena cuarentena.

En paralelo, Juntos pretende reforzar el operativo de fiscalización, sobre todo en escuelas y mesas “clave” de La Matanza, Merlo, Moreno, Almirante Brown o Florencio Varela.

La lista definitiva

Con el escrutinio definitivo, se definió el reparto final de los escalafones para la lista que presentará Juntos el 14 de noviembre. Al quedar Manes apenas por debajo del 40% de los votos obtenidos por el frente, la distribución será así: Santilli, Ocaña, Manes, Marcela Campagnoli, Juan Manuel López, Danya Tavela, Gerardo Milman, María Sotolano, Emilio Monzó, Gabriela Besana, Hernán Lombardi, Margarita Stolbizer, Alejandro Finocchiaro, Victoria Borrego, Fabio Quetglas, Florencia de Sensi, Javier Sánchez Wrba, Elsa Llenderrozas, Nelson Marino y Patricia Vázquez. En caso de repetir la performance de las PASO, Juntos podría llevar al Congreso entre 16 y 17 legisladores, según cálculos internos.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.