Diego Guelar, sobre el desplazamiento del embajador en China: "Claramente es para encontrar un chivo expiatorio del fracaso"

LA NACION
·1  min de lectura

Diego Guelar, exembajador en China durante el gobierno del expresidente Mauricio Macri, habló sobre el desplazamiento del embajador de la Argentina en China, Luis María Kreckler. "Claramente es para encontrar un chivo expiatorio del fracaso", dijo sobre los rumores que señalan que el desplazamiento sería por la no finalización de la negociación con China para traer la vacuna de ese país contra el coronavirus.

En conversación con Radio Rivadavia, Guelar señaló que existe una "falta de rumbo" en la política interna por parte del Gobierno y que eso impacta en la política exterior. En ese sentido, habló sobre el fracaso en la negociación con China para traer su vacuna al país: "No es un hecho aislado, no es una mala gestión de una embajada, esto es una inconsistencia del poder Ejecutivo en política exterior sin lugar a duda".

Guelar, que también fue embajador en Estados Unidos, Brasil y la Unión Europea, señaló que China es el principal socio comercial de la Argentina y destacó la importancia del embajador en un destino prioritario al "acompañar" las políticas del Gobierno.

"El embajador llegó en agosto, se instala en un destino prioritario, y en diciembre se lo retira. No es un gesto de una política exterior con un socio creciente y principal socio comercial", agregó.

A su vez, describió la relación bilateral en pandemia: "Hubo 30 viajes con equipamiento al principio de la cuarentena, China apoyó y apoya a la Argentina, es un socio muy importante".

"Estamos hablando de una negociación de una vacuna, si el embajador fuera científico, sin lugar a duda tendría un rol especial. El que tiene es un rol de acompañamiento", concluyó.