Detenido de nuevo el político Nabil Karoui por un supuesto caso de corrupción

Agencia EFE
·2  min de lectura

Tunisie, 24 dic (EFE) .- El político y multimillonario hombre de negocios tunecino Nabil Karoui fue detenido hoy dentro de una investigación sobre un supuesto caso de evasión fiscal y blanqueo de capitales por el que ya cumplió el pasado año cuatro meses de prisión provisional en plena campaña electoral.

Karoui, magnate de los medios de comunicación, fue arrestado después de haber sido convocado esta mañana por el tribunal especializado en asuntos económicos y financieros para declarar en el caso de una denuncia presentada en 2016 por la ONG local Iwatch, especializada en la lucha contra la corrupción, "pese a no disponer de nuevos elementos que refuercen la acusación", declararon a Efe fuentes cercanas al empresario.

Según la radio local "Mosaïque FM", Karoui debe revelar el origen de 143 millones de dinares (43 millones de euros) por lo que el juez de instrucción rechazó su solicitud de libertad condicional ante la falta de justificantes necesarios.

Karoui, presidente del partido Corazón de Túnez, la segunda formación más votada de las últimas elecciones legislativas de octubre, fue encarcelado el pasado mes de agosto poco después de anunciar su candidatura a la presidencia y liberado días antes de la segunda vuelta, en la que fue derrotado por el actual mandatario, el independiente Kais Saied.

La justicia impuso entonces "medidas de precaución" contral Karoui y su hermano y actual diputado Ghazi Karoui- en aquel momento huido de la justicia y que actualmente goza de inmunidad parlamentaria- que incluyeron el bloqueo de bienes y la prohibición de abandonar el país, decisiones que ambos calificaron de "acoso judicial".

Karoui, de 56 años, ha sido clave en las negociaciones de los últimos tres gobiernos que ha tenido el país durante este año y se ha convertido en el socio parlamentario del partido islamista Ennahda, vencedor de los comicios y su gran rival durante la campaña electoral al que acusó de estar detrás de su arresto.

El empresario, que durante años colaboró con el desaparecido partido Nidaa Tounes, que gobernó durante la legislatura anterior, basó su programa político en la lucha contra la oligarquía y la pobreza, y viajó por las zonas rurales y deprimidas del país acompañado de las cámara de su cadena de televisión, "Nessma TV", la más vista del país.

(c) Agencia EFE