Detenciones con violencia en México por caso de violación de españolas

MÁS DESTACADO EN AMÉRICA LATINA

Con violencia y sin órdenes de aprehensión, policías mexicanos que investigan la violación de seis turistas españolas en Acapulco (sur) detuvieron al menos a 25 hombres, dos de ellos menores, y aunque la mayoría de los arrestados fue liberada sus familias denunciaron el sábado que temen que las detenciones arbitrarias continúen.

Por la tarde del sábado, el gobernador de Guerrero, al que pertenece el puerto de Acapulco, Ángel Aguirre, hizo un sorpresivo recorrido por la población de Barra Vieja, donde se perpetraron las violaciones, y deslindó a la policía de las acusaciones de los familiares de los detenidos.

"Venimos a quejarnos por cómo llegan los policías a las comunidades a intimidar a la población. No se vale que violen nuestros derechos porque vienen y nos golpean", dijo a la AFP Adrián Sánchez, líder vecinal del poblado Lomas de Chapultepec, vecino de Barra Vieja.

Sánchez dijo tras la presentación de denuncias ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Guerrero, que el Ministerio Público liberó a la mayoría de los capturados, entre ellos los dos menores, y que hasta el momento permanecen detenidos cinco hombres.

Agregó que los policías intentaron que su cuñado, uno de los liberados, se declarara culpable de la violación de las españolas.

"Detuvieron a un hermano mío, un sobrino y cuñados. A uno de mis cuñados lo liberaron en la madrugada y nos contó que los policías lo golpearon diciéndole que aceptara su culpabilidad", añadió Sánchez.

Entre los hombres que permanecen detenidos figura un joven de 22 años que tiene la mano fracturada y sangrado constante del oído derecho, denunció Sánchez.

Ante el temor de que las capturas arbitrarias continúen, los pobladores de Lomas de Chapultepec enviaron este sábado una comisión a la montaña de Guerrero, donde habitantes de al menos seis municipios crearon recientemente sus propias policías ante las amenazas del crimen organizado y la indiferencia del gobierno estatal, concluyó Sánchez.

Tras la difusión de las denuncias por las detenciones, el gobernador Aguirre visitó Barra Vieja.

"Desde luego no vamos a presentar inocentes en aras de querernos ganar una medallita. No es un caso común, es un caso delicado, y por esa misma razón no queremos adelantar vísperas", declaró Aguirre.

El gobernador anunció que 450 policías federales llegarán este fin de semana a Acapulco para reforzar el operativo antidroga 'Guerrero Seguro' que desde el martes también apoya en las pesquisas sobre los violadores.

"Hay un firme compromiso para resolver este penoso hecho", acotó Aguirre en Barra Vieja.

La madrugada del lunes pasado, cinco hombres armados y encapuchados irrumpieron en una casa de playa de Barra Vieja, a 59 km de la zona hotelera de Acapulco, donde se hospedaban las seis turistas españolas junto con otros siete españoles y una mexicana, la única mujer que no fue violada.

Con violencia y sin órdenes de aprehensión, policías mexicanos que investigan la violación de seis turistas españolas en Acapulco (sur), detuvieron al menos a 25 hombres, dos de ellos menores, y aunque la mayoría fue liberada, sus familias denunciaron el sábado que temen que las detenciones arbitrarias continúen.

Ante el temor de que las capturas arbitrarias continúen, los pobladores de Lomas de Chapultepec enviaron este sábado una comisión a la montaña de Guerrero donde habitantes de al menos seis municipios crearon recientemente sus propias policías ante las amenazas del crimen organizado y la indiferencia del gobierno estatal, concluyó Sánchez.

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK