Despiden a joven de farmacia por homofobia en Oaxaca

·3  min de lectura

OAXACA, Oax., mayo 17 (EL UNIVERSAL).- "No tengo dinero, no tengo empleo y me siento fatal porque para ser sincero me siento un fracasado", lamenta desesperado Eusebio Acxel Jiménez García, de 23 años, el joven que fue despedido de su trabajo como empleado de mostrador en la sucursal de la Villa de Etla, municipio de los Valles Centrales, de la cadena de Farmacias Similares, por homofobia y discriminación.

El caso fue expuesto el pasado viernes 16 de abril en Twitter y Facebook; sin embargo, hasta hoy, el joven busca respuestas mientras continúa sus estudios en el Instituto Tecnológico de Oaxaca (ITO).

En el marco del Día contra la LGBT+ fobia, Acxel pide a las instancias que atienden estos casos como, el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) o la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) que tomen cartas en el asunto, pues su caso, asegura, está lejos de prosperar.

Aunque la situación que atraviesa el joven fue difundida, su exjefa, Reyna Matilde Jiménez Avendaño, se niega a pagarle la liquidación y prestaciones que quedaron pendientes.

Anteriormente, el estudiante expuso que su exjefa lo señalaba y discriminaba debido a su orientación sexual y aseguraba que le decía que "los maricones deberían estar agradecidos de tener trabajo". Además, lo amenazó de muerte cuando decidió denunciar.

El pasado 27 de abril, Acxel acudió ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCYA), en respuesta a un citatorio para una reunión en la que se buscaban acuerdos entre ambas partes.

Antes de la cita, Acxel ha recibido mensajes de intimidación y amenazas por parte de su exjefa, quien lo acusa de extorsionador por reclamar sus derechos laborales.

La reunión, detalla, sería para tratar lo referente al despido injustificado del que fue víctima, el pasado 1 de abril del año en curso, cuando aún laboraba en la sucursal 74203 de Farmacias Similares, ubicada en inmediaciones de la Villa de Etla.

Ya en la Junta local, señala, empleadas de Reyna Matilde se acercaron a intimidar al joven por iniciar su proceso legal.

En lugar de dialogar para alcanzar un acuerdo, la propietaria de la sucursal de farmacia insultó, humilló y ofendió al joven, a quien llamó ratero y amenazó con meterlo a la cárcel.

"En diversas ocasiones me hizo saber que ella tiene poder y me dejó en claro que simplemente no me quiere pagar. Y que me va a demandar por todas las vías posibles", relata Acxel.

Las agresiones verbales escalaron tanto que una servidora pública de la dependencia, identificada como Juana Margarita, intervino para que la mujer se calmara.

Por otro lado, Farmacias Similares no ha inspeccionado el caso, ni iniciado acción alguna respecto a éste, denuncia el joven, que no ha sido contactado por la empresa en ningún momento.

Ante ello, Acxel acudió nuevamente ante la Junta Local para iniciar un proceso de denuncia laboral en la Oficialía de Partes.

Tras lo sucedido, Acxel lamenta que como él, muchos jóvenes de la comunidad LGBT tengan que sufrir discriminación en sus centros de trabajo.

Por ello, hizo un llamado a los organismos u asociaciones que apoyan a personas LGBT+ y a órganos defensores de derechos humanos a apoyar los casos que muchas veces, por miedo, no se hacen públicos.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.