Desempleados de EEUU podrían quedase sin subsidios

WASHINGTON (AP) — La posibilidad de que más de 2 millones de estadounidense pierdan el subsidio por desempleo cuatro días después de Navidad se cierne sobre el debate para evitar el "precipicio fiscal", el aumento de los impuestos y recortes al gasto que entrarían en vigor en enero si los legisladores no se ponen de acuerdo en el tema del presupuesto.

"Este es el verdadero abismo", dijo el senador Jack Reed. El demócrata por Rhode Island encabeza los esfuerzos para incluir otra extensión al subsidio de la gente que lleva desocupada mucho tiempo en cualquier acuerdo que se logre para evadir el precipicio fiscal.

"Muchas de estas personas están batallando para pagar hipotecas, dar educación a sus hijos", dijo Reed la semana pasada mientras el presidente Barack Obama y el líder de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner rechazaron mutuamente propuestas para reducir el déficit.

La prestación para casi 1,2 millones de personas con más de seis meses desempleadas vencerá el 29 de diciembre y un millón más la perderá en los siguientes tres meses si el Congreso no extiende nuevamente el plazo para recibir la ayuda.

Desde la crisis económica de 2008, el gobierno ha destinado 520.000 millones de dólares para extender las prestaciones a los desempleados, lo que representa casi la mitad de su déficit anual en años recientes.

Funcionarios de la Casa Blanca han asegurado a los demócratas que Obama está comprometido a extender el subsidio un año más con 30.000 millones de dólares, como parte de un acuerdo para esquivar el abismo presupuestario y reducir el incremento anual de la deuda federal.

"La Casa Blanca ha manifestado que quiere una extensión", dijo Sander Levin, legislador demócrata por Michigan.

Últimamente, los republicanos han permanecido en relativa calma sobre el tema. Consiguieron recortes en otras partes para compensar el costo de la extensión de este año y solicitaron al gobierno vender algunos de sus espectros de comunicación y hacer que los nuevos empleados federales aporten más a sus pensiones.

Boehner no incluyó los subsidios al desempleo en la contraoferta que presentó a Obama y que incluye nuevos impuestos por 1,6 billones de dólares en la próxima década, incluyendo elevar las tasas marginales para el 2% que más gana.

El desempleo prolongado es un problema persistente. Unas 5 millones de personas han estado sin empleo por seis meses o más, de acuerdo con la oficina de estadísticas laborales. Esto representa casi 40% de todos los desocupados.

El viernes el Departamento del Trabajo informó que la tasa de desempleo bajó a 7,7% en noviembre desde 7,9%, su menor nivel en casi cuatro años. Pero gran parte de la disminución fue porque la gente estaba tan desmotivada de buscar empleo que dejó de hacerlo.

___

Sam Hananel está en Twitter como https://twitter.com/SamHananelAP

Cargando...