Desconocidos matan a tiros a un estadounidense en Bagdad

BAGDAD (AP) — Desconocidos mataron a tiros el lunes a un estadounidense trabajador de ayuda humanitaria en Bagdad, un inusual caso del asesinato de un extranjero en la capital iraquí, informaron dos funcionarios policiales.

El hombre fue abatido en su vehículo cuando entraba a la calle donde vivía en el distrito de Karrada, en la ribera oriental del río Tigris, pero hasta el momento se desconocía el motivo del crimen, indicaron las fuentes.

Añadieron que en el vehículo iban también la esposa e hijo del hombre, pero salieron ilesos.

Cuando el hombre entró a la calle donde vivía, un vehículo le cortó el paso y desde otro le dispararon, dijeron los funcionarios. De momento se desconoce si los atacantes querían secuestrarlo, agregaron.

Por su parte, el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, dijo a los periodistas que la agencia está al tanto de los informes sobre el asesinato de un trabajador humanitario estadounidense en Bagdad y los está investigando. Pero indicó que el departamento aún no estaba en condiciones de confirmar los informes sobre su muerte o que fuera ciudadano estadounidense.

De acuerdo con documentos vistos por The Associated Press, el hombre estaba alquilando un apartamento en la zona Wahda de Karrada desde mayo del año pasado.

Nadie se ha atribuyó el atentado.

Personal de la embajada estadounidense, al ser contactado por The Associated Press, dijo que recién se habían enterado y que no tenía información.

Dos fuentes policiales confirmaron que un ciudadano estadounidense que trabajaba para una organización de ayuda internacional fue asesinado, pero no dieron su nombre. Indicaron que hay escasos detalles, pero que hay una investigación en curso. Los funcionarios hablaron a condición de anonimato, en línea con las normas.

Tales ataques se han vuelto sumamente inusuales en la capital iraquí desde la derrota del grupo extremista Estado Islámico en el 2017, aunque de vez en cuando son disparados cohetes contra la embajada estadounidense.

La coalición encabezada por Estados Unidos recientemente dio por concluida su misión de combate en Irak, aunque sigue desempeñando el rol de asesor para las fuerzas iraquíes en la lucha contra el Estado Islámico.