El descenso de la población china: ‘Un fracaso de la política demográfica de Pekín’

© GOH CHAI HIN / AFP

China, el país más poblado del mundo, vio mermar su población el año pasado por primera vez en 60 años. En 2022, la Oficina Nacional de Estadística (ONE) registró 9,56 millones de nacimientos por 10,41 millones de fallecimientos. El análisis de Isabelle Attané, sinóloga e investigadora del Instituto Nacional de Demografía (INED) de Aubervilliers (región parisina).

Por Nicolas Feldmann

RFI: China experimentó un descenso de su población 2022, ¿cómo explica este fenómeno?

Isabelle Attané: Desde la llegada al poder de Xi Jinping, las estadísticas demográficas publicadas por China son cada vez menos frecuentes. Pero sí tenemos datos de la población total. Podemos ver que la población china está en declive histórico, con 850.000 personas menos entre 2021 y 2022. La tasa global de fecundidad, es decir, el número medio de hijos por mujer, ha descendido hasta situarse en torno a 1,15 hijos por mujer en 2022, un nivel históricamente bajo.

Hay varias razones para ello. Los jóvenes chinos son menos propensos a casarse: quieren disfrutar más de la vida, desarrollarse profesionalmente y tienden a casarse cada vez más tarde. Hoy en día, el Estado chino no ofrece todas las condiciones para que estos jóvenes puedan facilitar la articulación entre vida profesional y vida familiar. Además, la inestabilidad social y económica no anima a las parejas a emprender proyectos familiares, digamos, más ambiciosos.

¿Era previsible este crecimiento demográfico negativo?

Con la disminución de la población china, ¿cuáles son las posibles consecuencias para la economía?


Leer más sobre RFI Español