DeSantis da marcha atrás y permite a proveedores pedir vacunas para los niños

·5  min de lectura
Lynne Sladky/AP

El gobernador Ron DeSantis decidió permitir que los proveedores de atención médica, como pediatras y los hospitales infantiles, pidan las vacunas contra el COVID-19 de un programa federal para niños de entre seis meses y 5 años, un cambio de posición con respecto a principios de esta semana, cuando les impidió pedir las dosis por adelantado, dijeron funcionarios de la Casa Blanca a McClatchy.

La decisión ampliará el acceso a las vacunas pediátricas contra el coronavirus a los padres en todo el estado, el cual, bajo la posición anterior de DeSantis, se habría limitado a buscar las vacunas en un número selecto de centros de salud comunitarios y las instalaciones que participan en un programa federal de farmacias minoristas.

El gobierno de DeSantis se opone agresivamente a la idea de que su posición haya cambiado y un portavoz del Departamento de Salud de la Florida dijo a McClatchy que nunca planeó impedir que los proveedores de salud privados pidieran dosis.

Pero esos proveedores privados no pudieron hacer a los pedidos antes de la fecha límite del martes de los CDC para recibir las dosis iniciales durante las dos primeras semanas de disponibilidad. Los pedidos realizados el viernes pudieran tardar hasta dos semanas en llegar.

“Nos alienta que después de repetidos negativas del gobernador DeSantis a ordenar las vacunas contra el COVID-19 incluso después que todos los demás estados las habían pedido, el estado de la Florida esté permitiendo a los proveedores de atención médica ordenar las vacunas contra el COVID-19 para nuestros niños más pequeños”, dijo la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, a McClatchy. “Creemos que es fundamental permitir a los padres en todas partes tener la opción de vacunar a sus hijos y tener una conversación con su pediatra o proveedor de atención médica”.

“Aunque el gobernador DeSantis cambió de rumbo y ahora está ordenando las vacunas, vamos a tirar de todas las palancas para que los pediatras de toda la Florida vacunen lo más rápido posible. Este es un primer paso alentador y exhortamos al estado a ordenar las vacunas para sus departamentos de Salud estatales y locales, para que todos los padres de la Florida tengan la oportunidad de vacunar a sus hijos”.

El pedido de las vacunas

Jeremy Redfern, secretario de Prensa del Departamento de Salud de la Florida, dijo que “el hecho que la Casa Blanca esté tratando de decir que de alguna manera cambiamos nuestro enfoque es una completa mentira”.

“El pedido anticipado significa antes de la autorización de uso de emergencia. La autorización de uso de emergencia ya se aprobó, por lo que los proveedores están autorizados a pedir por su cuenta”, dijo. “No hicimos un pedido previo porque no queríamos ser la unidad de almacenamiento de los CDC”.

La administración del presidente Joe Biden estableció pedidos anticipados para las dosis de vacunas pediátricas para garantizar la entrega oportuna una vez que la FDA concediera la autorización de uso de emergencia para las vacunas, lo que ocurrió el viernes. No se entregó ninguna dosis antes de la decisión de la FDA.

Como resultado del retraso, los consultorios de los pediatras y los hospitales infantiles de la Florida —el lugar preferido para la atención pediátrica de millones de padres— no tendrán acceso a las dosis al mismo tiempo que el resto del país.

En el transcurso de la semana, los funcionarios de la administración de DeSantis dijeron a los reporteros que el COVID-19 planteaba “prácticamente cero riesgos” para los niños y, contradiciendo a las agencias federales de salud pública, afirmaron que los riesgos de vacunar a los bebés superaban los beneficios.

“Los médicos pueden conseguirlas. Los hospitales pueden conseguirlas. Pero no va a haber ningún programa estatal que vaya a intentar vacunar contra el COVID a los bebés, niños pequeños y recién nacidos”, dijo DeSantis el jueves. “Eso no es algo que consideremos apropiado, por lo que no vamos a usar nuestros recursos para eso”.

Pero los funcionarios de la Casa Blanca y del Departamento de Salud y Servicios Humanos dijeron a McClatchy que los funcionarios de la Florida que fueron presionados repetidamente sobre si iban a hacer pedidos no dieron ninguna indicación, hasta el jueves, de que abrirían el acceso a los proveedores locales de atención médica.

“La conclusión es que los padres de la Florida no van a recibir las vacunas para los niños cuando las reciban los padres del resto del país”, dijo un funcionario de salud pública, quien habló a condición de no ser identificado para expresarse con franqueza.

49 estados pidieron vacunas, la Florida no

McClatchy informó por primera vez el miércoles que la Florida era el único estado de Estados Unidos que no había pedido las vacunas contra el COVID-19 para niños menores de 5 años, incumpliendo el plazo de pedidos anticipados establecido por el gobierno federal. Los funcionarios de salud pública y el gobierno de Biden advierten que, como resultado, los padres de todo el estado tendrán dificultades para encontrar vacunas para sus hijos.

La noticia provocó una protesta pública de los médicos del estado. El viernes por la mañana, un panel del Congreso establecido para supervisar la respuesta federal al coronavirus exigió una explicación al gobernador a menos que diera marcha atrás.

El viernes por la mañana, la FDA concedió las autorizaciones de uso de emergencia para las vacunas, describiendo su proceso de revisión como largo y vigoroso.

“La agencia determinó que los beneficios conocidos y potenciales de las vacunas Moderna y Pfizer-BioNTech contra el COVID-19 superan los riesgos conocidos y potenciales en las poblaciones pediátricas autorizadas para el uso de cada vacuna”, dijo la FDA en un comunicado.

Se espera que un panel independiente que asesora a los CDC recomiende el uso de las vacunas durante el fin de semana. Es probable que el director de los CDC apruebe esas recomendaciones antes del domingo. La vacunación pudiera comenzar el lunes en todo el país.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.