Venezuela rechaza licitación petrolera en área en disputa con Guyana

Vessels carrying supplies for an offshore oil platform operated by Exxon Mobil are seen at the Guyana Shore Base Inc wharf on the Demerara River south of Georgetown

CARACAS, 19 sep (Reuters) -El Gobierno de Venezuela calificó el martes de ilegal una licitación petrolera en Guyana, cuyos resultados se anunciaron la semana pasada, argumentando que las áreas costa afuera son sujeto de disputa territorial, y las empresas a quienes se les adjudique no tendrán derechos para explorarlas.

Guyana y Venezuela han estado involucrados en una larga disputa sobre sus fronteras. En abril, la Corte Internacional de Justicia (CIJ) dictaminó que tenía jurisdicción sobre el tema, lo que podría determinar qué país tiene derechos sobre territorios ricos en petróleo y gas, especialmente costa afuera.

Guyana recibió en septiembre ofertas por ocho de los 14 bloques de petróleo y gas que está ofreciendo en licitación desde el año pasado. Entre las compañías que aspiran a explorar las nuevas áreas están la estadounidense ExxonMobil y la francesa TotalEnergies.

Las adjudicaciones están previstas para finales de año.

Según Venezuela, la licitación no otorgará "ningún tipo de derechos a los terceros que participen en dicho proceso".

"El Gobierno de Guyana no posee derechos soberanos sobre estas áreas marítimas y en consecuencia cualquier acción en sus límites es violatoria del derecho internacional, mientras no sean llevadas a cabo a través de un acuerdo con Venezuela", dijo el Gobierno venezolano en un comunicado difundido en redes sociales.

El presidente de Guyana, Irfaan Ali, replicó en un comunicado que su país se reserva el derecho de "llevar a cabo actividades de desarrollo económico en cualquier porción de su territorio soberano o cualquier territorio marítimo anexo".

La semana pasada, Ali dijo que la disputa territorial debería resolverse a través de la CIJ.

Más tarde, en otro comunicado, el gobierno de Venezuela deploró las declaraciones de Ali y dijo que la administración de Guyana entregó su soberanía e independencia a la petrolera estadounidense para "adueñarse de recursos naturales".

"El Gobierno de Guyana y sus élites gobernantes, continúan actuando con descaro, como empleados de la Exxon Mobil", dijo el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

En 2018, la Armada venezolana interceptó un barco contratado por Exxon que realizaba exploraciones en busca de petróleo en aguas cercanas a la frontera marítima. Sin embargo, la compañía, junto a sus socios Hess Corp y CNOOC no ha interrumpido el desarrollo, inaugurando producción de crudo en Guyana en 2019.

Los descubrimientos de petróleo y gas en Guyana en los últimos años le han dado al país, que no tenía antecedentes de producción de crudo, el potencial para convertirse en uno de los mayores productores de América Latina.

La frontera de 800 kilómetros entre Guyana y Venezuela es mayormente una jungla impenetrable. La nación socia de la OPEP reclama unos dos tercios del territorio guyanés en una disputa que se reactivó en años recientes tras el descubrimiento de crudo y gas cerca de la frontera marítima entre ambas naciones.

(Reporte de Deisy Buitrago y Marianna Párraga; Editado por Aida Peláez-Fernández y Vivian Sequera)