Lasso viajará el sábado a Bogotá para pedir a Petro que suministre electricidad a Ecuador

Quito, 27 oct (EFE).- El presidente de Ecuador, el conservador Guillermo Lasso, anunció que viajará este sábado de urgencia a Bogotá para reunirse con el presidente de Colombia, el izquierdista Gustavo Petro, al que le pedirá que permita suministrar electricidad a la red ecuatoriana, afectada por apagones desde este viernes por escasez de energía.

En un mensaje publicado en redes sociales, Lasso indicó que buscará el apoyo de Petro para resolver esta crisis energética, causada principalmente por la sequía de los ríos de la Amazonía, donde se encuentran las principales centrales hidroeléctricas de Ecuador, que son la fuente de la mayor parte de la electricidad que produce el país andino.

"En distintos momentos, nuestro país ha vendido energía eléctrica a Colombia para apoyar el abastecimiento de su demanda interna y creemos que esta vez habrá reciprocidad con Ecuador. Estoy seguro de que traeré buenas noticias", escribió Lasso.

Hasta hace pocas semanas Colombia estaba suministrando electricidad a Ecuador, pero actualmente no lo está haciendo porque está enfocando toda su producción en la demanda interna, según señalaron las autoridades del sector eléctrico ecuatoriano el jueves en una rueda de prensa.

Precisamente, el 5 de octubre ya hubo apagones en varias zonas del país ante un repentino cese del suministro de electricidad procedente de Colombia, producto de unas tareas de mantenimiento en su red eléctrica.

Sin embargo, la generación de las centrales hidroeléctricas de Ecuador ha ido a peor en las últimas semanas y el Gobierno anunció el jueves el inicio de una época de racionamiento de electricidad, con cortes en el fluido por sectores de hasta tres y cuatro horas.

Esta situación, según las autoridades ecuatorianas, puede prolongarse hasta mediados de diciembre si no mejora la situación en los embalses de la región amazónica, especialmente en la cuenca del río Paute, donde está el complejo de centrales Paute, Mazar y Sopladora, que en su conjunto tienen capacidad para generar unos 1.700 megavatios.

Hasta entonces el Gobierno ha puesto en marcha una licitación de urgencia para contratar fuentes de energía emergentes por 160 millones de dólares que permitan cubrir un déficit actual de unos 460 megavatios, además de valorar la importación de gas natural y hacer esfuerzos por recuperar un conjunto de centrales termoeléctricas.

Los racionamientos de energía no se vivían en Ecuador desde 2009 y han levantado la voz de protesta del sector productivo y de los pequeños comerciantes, los mayores afectados ya que los cortes se dan entre las 7:00 y 18:00 hora local.

En este contexto, Lasso irá a pedir ayuda a Colombia, pues la interconexión eléctrica con Perú es todavía muy limitada y no se prevé que exista una línea de alta tensión hasta 2026, cuando se construirá una conectividad a 500.000 voltios con financiación que correrá en gran parte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y del Banco Europeo de Inversiones (BEI).

(c) Agencia EFE