Irán suspendió de por vida a un levantador de pesas por darle la mano a un competidor israelí

El momento del saludo
El momento del saludo

Irán suspendió hoy de por vida a un levantador de pesas después de que estrechara la mano de un competidor israelí en un evento en Polonia.

“La federación de halterofilia prohíbe de por vida al atleta Mostafa Rajaei acceder a todas las instalaciones deportivas del país y despide al jefe de la delegación para la competición, Hamid Salehinia”, anunció la federación en un comunicado citado por la agencia estatal de noticias IRNA y replicados por la rusa Sputnik y la francesa AFP.

Mostafa Rajaei estrechó la mano del levantador de pesas israelí Maksim Svirsky el sábado después de que ambos subieran al podio en un campeonato mundial Masters en Wieliczka.

Según el informe de IRNA, Rajaei “cruzó las líneas rojas de la República Islámica” en la competencia. Irán, enemigo declarada de Israel, no reconoce al Estado hebreo y prohíbe cualquier contacto entre sus atletas.

Rajaei, antiguo miembro del equipo nacional, representó a su país especialmente durante los Campeonatos Asiáticos de Halterofilia de 2015, en Tailandia.

En 2021, el guía supremo iraní, ayatollah Alí Jamenei, instó a los deportistas a “no dar la mano a un representante del régimen criminal israelí por obtener una medalla”.

Durante años, los deportistas iraníes encontraban la manera de evitar enfrentarse deportivamente a israelíes, forzando su descalificación o suministrando certificados médicos para justificar una incapacidad.