Inglaterra se mide a Eslovenia con un triple objetivo en mente

Harry Kane juega una partida de dardos con periodistas en el campo base de Inglaterra durante la Eurocopa-2024, el 23 de junio de 2024 en Blankenhaim. (Adrian DENNIS)
Harry Kane juega una partida de dardos con periodistas en el campo base de Inglaterra durante la Eurocopa-2024, el 23 de junio de 2024 en Blankenhaim. (Adrian DENNIS)

Reafirmarse, acallar las críticas y despegar por fin en la Eurocopa-2024: tras llegar a Alemania como una de las favoritas, la decepcionante Inglaterra tiene una triple misión que cumplir el martes en Colonia contra Eslovenia (19h00 GMT), en la última jornada del Grupo C.

Las cosas avanzan rápido en el fútbol y los 'Three Lions' son un buen ejemplo de ello, luego de llegar al torneo ensalzados por la prensa del país y, dos semanas más tarde, ser objetivo de las críticas más amargas.

La más rotunda y dolorosa es quizás la de Gary Lineker, delantero leyenda de Inglaterra de los años 1980 y reconvertido en comentarista deportivo. El exjugador del FC Barcelona calificó el juego de la selección durante los dos primeros partidos de "mierda".

Los ingleses sumaron una victoria gris contra Serbia gracias a un gol de Jude Bellingham (1-0) y no lograron doblegar a Dinamarca, concediendo un merecido empate (1-1).

La clasificación para octavos no está en peligro, pues podrían certificarla incluso antes de jugar, pero la imagen dada sobre el césped deja mucho que desear.

- Jugadores que se entorpecen

El principal objetivo de las críticas es el seleccionador Gareth Southgate, culpable según la prensa de no lograr encajar correctamente a todos los talentos de los que dispone.

En especial sus tres hombres de ataque, Harry Kane, Phil Foden y Bellingham, titulares en el ataque, pero que se entorpecen unos a otros.

Southgate ha colocado a Bellingham en una posición de director del juego ofensivo, similar a la que la joven perla ocupa en el Real Madrid.

Pero en la selección, esa posición afecta a Kane, autor de 44 goles esta temporada con el Bayern Múnich, a quien le gusta caer atrás para buscar el balón.

Southgate también ha desplazado a Foden a las bandas, haciendo desaparecer al elegido Jugador de la Temporada por la Premier League con el Manchester City, club en el que ocupa una posición más central.

- Kane pide calma -

Frente a la tempestad, Kane sacó el paraguas el domingo en rueda de prensa, no sin antes unirse a una partida de dardos que los periodistas habían empezado mientras esperaban su llegada.

El capitán de los 'Three Lions' hizo una llamada a la calma.

"No creo que hayamos jugado bien contra Dinamarca, estuvimos por debajo de lo que sabemos hacer", reconoció. Pero "ya hemos pasado por esto", recordó. "Tenemos mucha experiencia. Por ello, este no es el momento de entrar en pánico sino el momento de intentar mejorar".

Eslovenia, el último rival de Inglaterra en el Grupo C este martes en Colonia, parece el rival perfecto contra el que demostrar todos los cambios a los que apela Kane.

Salvo cataclismo, los ingleses alcanzarán los octavos de final de la Eurocopa y pueden empezar a pensar en el futuro.

Southgate podría aprovechar este último partido para reservar a sus jugadores estrellas y probar nuevas estrategias. Tiene además a todos sus hombres en forma, tras recuperar de lesión a Luke Shaw, único lateral izquierdo puro de su lista y que participó en el entrenamiento del lunes con normalidad, tras haber estado apartado hasta ahora.

"No es el momento de entrar en pánico", volvió a insistir un calmado Kane. Más allá del resultado, el martes se les exigirá dar por fin señales positivas, a riesgo de que las críticas se multipliquen antes de la fase eliminatoria del torneo.

lh/dam/mcd