Eurocopa 2024: Ollie Watkins, el compañero de Dibu Martínez, llevó a Inglaterra a la final con un golazo

Ollie Watkins empieza la celebración; Bart Verbruggen es la imagen de la desolación de Países Bajos
Ollie Watkins empieza la celebración; Bart Verbruggen es la imagen de la desolación de Países Bajos - Créditos: @ADRIAN DENNIS

Ollie Watkins es el nombre del gol de Aston Villa, el equipo de la Premier League en el que comparte vestuario con el argentino Emiliano “Dibu” Martínez. Pero este miércoles también fue el nombre del gol de Inglaterra. Y más que gol, golazo. Porque ese remate al segundo palo del arco de Países Bajos cuando la semifinal de la Eurocopa 2024 se iba al alargue quedará por varias semanas en el recuerdo de los hinchas ingleses. Fue la única llegada clara del conjunto dirigido por Gareth Southate, y sginificó la clasificación a la final del torneo -la segunda consecutiva-, que Ingaterra jugará el domingo con España en Berlín.

A nueve minutos del final, y luego de ver cómo sus dirigidos habían perdido frescura y sucumbían ante la mayor energía de los neerlandeses, Southgate decidió mover el banco de suplentes. Sacó a Phil Foden, de gran primer tiempo y también quitó de la cancha a su nave insignia, Harry Kane. Ambos estaban cansados por el trajín del partido y del torneo. Ingresaron en sus lugares Cole Palmer y Ollie Watkins. Piezas por piezas. Sin saberlo, el entrenador inglés cambiaría con ambas modificaciones el rumbo de una semifinal que se encaminaba al alargue.

Inglaterra no había tenido una sola jugada de ataque en la segunda parte. Y, sin embargo, a menos de un minuto del final, Watkins le marcó la diagonal a Palmer. El del Chelsea encontró al del Aston Villa con la marca de Stefan de Vrij, campeón de Italia con Inter, experto defensor. Watkins no se asustó. Perfilado hacia la derecha, controló dos veces, con dos toquecitos suaves. Desenfundó más tarde su pierna derecha y apuntó al palo más lejano del arco neerlandés. La pelota viajó como un misil, por entre las piernas de De Vrij, lejos del alcance de la mano derecha de Verbruggen, y terminó pegada al palo. Un golazo de autor, de ésos que Watkins acostumbró a los hinchas de Exeter -donde empezó-, Brentford -donde se graduó- y Aston Villa -donde se destaca en la Premier League-.

Ollie Watkins acaba de concretar su obra de arte para Inglaterra: es el gol de 2-1 ante Países Bajos; y es el gol que vale la clasificación a la final ante España
Ollie Watkins acaba de concretar su obra de arte para Inglaterra: es el gol de 2-1 ante Países Bajos; y es el gol que vale la clasificación a la final ante España - Créditos: @ADRIAN DENNIS

Lo que siguió fue el éxtasis inglés. Fue Watkins a festejar con sus compañeros en el banco de suplentes. Hubo abrazo con Jude Bellingham, tal vez el futbolista más destacado del plantel, pero que todavía no tuvo “su” partido en la Eurocopa. Lo mismo puede valer para el mismísimo Kane, que anotó el empate (1-1), pero que se cansó de jugar de espaldas al arco neerlandés. En las manos de Jordan Pickford, el trajín de Kobbie Mainoo y en el golazo de Watkins se sustenta la candidatura de Inglaterra al título europeo. Los dirigidos por Southgate jugarán su primera gran final fuera de territorio inglés.

El aporte ofensivo de Watkins en la temporada de Aston Villa puede juzgarse por sus tremendos números: 27 goles, 13 asistencias y ¡53 partidos! Titular indiscutido en una campaña histórica de los de Birmingham, y estadísticas estratosféricas. Propulsado por sus goles, se ganó el lugar como escudero de Kane. O, también, como dueño de los minutos basura que el capitán inglés no juga. Watkins tuvo ante Países Bajos su gran chance, y no la desaprovechó. Ese giro, su remate cruzado y el golazo agónico fueron la diferencia entre Países Bajos e Inglaterra.

El gol decisivo de Watkins motivó la reacción de Aston Villa, su club, en la red social X (ex Twitter). Primero saludaron su ingreso y le dieron aliento cuando ingresó en lugar de Kane. Luego, festejaron su conquista. “Ollie Watkins. Esto es lo que hace”, escribieron los de Birmingham. Y agregaron en otro posteo: “Este es nuestro delantero”. Según el portal Transfermarkt, su pase está valuado en 65 millones de euros y está por cumplir cuatro años en el club, al que llegó procedente de Brentford. Costó 34 millones de euros.

A los festejos también se sumó Monchi, director deportivo del equipo inglés en el que juegan tres argentinos: Emiliano “Dibu” Martínez es el dueño del arco, Emiliano Buendia es hombre de recambio en la mitada de la cancha y se acaba de sumar Enzo Barrenechea desde Juventus, de Italia. “Se lo merece... nuestro hombre”, escribió Monchi en X para elogiar al delantero que, al igual que el arquero argentino, jugará el domingo una final por un título continental. Watkins lo hará primrero -a las 16 de la Argentina-. La de Dibu será cinco horas más tarde, a las 21. Y claro que ambos compañeros en Aston Villa están a un partido de verse las caras en una eventual Finalissima: si ambos levantan sus trofeos continentales podrían enfrentarse antes de fin de año.

Hace unas semanas, Watkins había avisado que ya estaba listo para ingresar por Kane y aprovechar sus chances. “Esto es nuevo para mí. Estoy acostumbrado a jugar todos los partidos. Lo hice en las últimas cuatro o cinco temporadas. No disfruto de estar en el banco de suplentes, no voy a mentir. Pero conozco mis cualidades y voy a estar listo cuando tenga la chance”. Southgate se la dio en un partido que se encaminaba al alargue y que tenía en juego un pasaje a la final. Watkins aprovechó su oportunidad. E Inglaterra festejó.