En el cumple de Diego, Messi se consagró como el mejor futbolista de todos los tiempos

 

El brillo y el glamour de la ceremonia del Balón de Oro de fueron apropiados para Lionel Messi. Un jugador cuya carrera deslumbrante ha deparado innumerables momentos de magia. Ahora ha conseguido oficialmente su octavo título del Balón de Oro.

Lionel Messi ganó el Balón de Oro 2023, el octavo de una brillante colección que inició en el año 2009 y tuvo continuidad en 2010, 2011, 2012, 2015, 2019 y 2021, en una ceremonia que se desarrolló en el Théâtre du Châtelet de París.

Detrás del "diez" argentino quedaron el noruego Erling Haaland (segundo) y el francés Kylian Mbappé (tercero).

"Hoy me toca estar desde otro lado. Estuve muchos años viniendo a esta gala, pero ahora veo jóvenes como Kylian -Mbappé- y Erling -Haaland- que no tengo dudas que van a acceder pronto a este premio", agregó.

"Nunca soñé llegar a tanto, lo dije muchas veces, estuve en el mejor club y en el mejor equipo del mundo y he pasado mucho malos momentos con la selección, pero estoy orgulloso de no haber bajado los brazos y de conseguir la Copa América y el Mundial, que era lo único que me faltaba", dijo suelto y muy genuino.

Lionel Messi ocupó el segundo lugar en la lista Forbes 2023 de los atletas mejor pagados del mundo , pero se ha adjudicado el primer puesto como el mejor futbolista del planeta. Messi estuvo acompañado por su familia en el evento, incluidos sus tres hijos, quienes fueron vistos radiantes de orgullo por el logro de su padre.

Photocall del 67º Balón de Oro en el Teatro Du Chatelet de París
Antonela Roccuzzo y Lionel Messi con sus hijos

Messi recibió el Balón de Oro por su heroísmo en la Copa Mundial de la FIFA Qatar 2022. Argentina es un equipo fuerte, pero no se los veía como favoritos contra equipos como Francia o Brasil antes del torneo. Lionel Messi retrocedió en el tiempo y se desempeñó en la cima de sus poderes, incluso si no tiene el mismo ritmo que tenía hace unos años.

La brillantez individual de Messi fue respaldada por la determinación incomparable y el espíritu de equipo de sus compañeros en lo que resultó ser la mezcla perfecta para el éxito en la Copa Mundial. Jugadores como Julián Álvarez y Emiliano Martínez se presentaron con grandes actuaciones, pero Lionel Messi fue el diamante en todo momento; el hombre que hizo que las cosas sucedieran cuando parecían sombrías y, en última instancia, la razón principal por la que Argentina ganó su primera Copa del Mundo desde 1986.

También fue apropiado que Messi recibiera su premio en el cumpleaños del héroe argentino de 1986: Diego Maradona.

Diego Ma, entrenador de la selección argentina de fútbol.
El por entonces entrenador de la selección argentina de fútbol, Diego Maradona, habla con el delantero Lionel Messi.

Los críticos podrían sugerir que Messi sólo está ganando su octavo Balón de Oro debido a su desempeño en la Copa Mundial, y que un mes de fútbol no debería determinar un premio anual. Sin embargo, la realidad es que cada año estos premios se ven afectados por quién se lleva las medallas más importantes. Cualquier futbolista profesional cambiaría una temporada exitosa por la exhibición mesiánica de Messi en la Copa Mundial. Dio un paso al frente cuando más importaba y también anotó 26 goles en 20 partidos de Argentina entre 2022 y 2023.

Messi tampoco tuvo un mal año a nivel de clubes. De hecho la temporada pasada jugó 39 partidos en la Ligue 1 y la Liga de Campeones con el Paris Saint-Germain. Anotando 20 y asistiendo 20 en esos juegos, el PSG se abrió camino hacia otro título de liga.

SL Benfica - Paris Saint-Germain: Grupo H - Liga de Campeones de la UEFA
SL Benfica - Paris Saint-Germain: Grupo H - Liga de Campeones de la UEFA

 

Desde su traslado de verano a Miami, Messi ha aportado 16 goles en 14 partidos. Mientras tanto, ha sido la estrella del espectáculo de Argentina en la clasificación para la Copa Mundial de la FIFA 2026. Se acerca una Copa América en el verano de 2024 y no hay duda de que Messi tendrá los ojos puestos en otra medalla de oro en ese torneo.

La noche del lunes se sintió como la noche de Messi. La guinda de una carrera a la que todavía le quedan grandes momentos por delante. El argentino recibió los elogios y elogios que merecía incluso antes de que su victoria en la Copa del Mundo le trajera la inmortalidad total en su país de origen.

Jamaica vs Argentina

Incluso si Messi llevara a Argentina a otro título, es poco probable que gane otro Balón de Oro. Ahora es el momento de que jugadores como Mbappé, Haaland y Bellingham se levanten y luchen por el brillante premio de París. Lo único que estamos seguros es que será casi imposible que otro futbolista iguale la cuenta de ocho títulos de Lionel Messi.

También "El Dibu"


Emiliano Martínez, el "Dibu" marplatense, ídolo de los argentinos desde Qatar 2022, se adjudicó la Distinción Lev Yashin como el mejor arquero del mundo de la temporada 2022, un hecho inédito para un guardavallas nacional, en la ceremonia que se desarrolló en el Théâtre du Châtelet, de París en la que su capitán en el seleccionado albiceleste, Lionel Messi, cosechó su octavo Balón de Oro.

El premio para "Dibu" se lo entregó su padre Alberto, y el arquero se emocionó porque ignoraba justamente que "el Gordo" estuviera en la capital francesa. "Hace dos días que estamos escondidos en un hotel con su representante, Gustavo (Goñi)", contó su progenitor.

"Mi padre me sigue a todos lados desde muy chico y esto es una sorpresa y una emoción muy grande, porque nada hubiese sido posible sin la ayuda de mis compañeros y cuerpo  técnico de la selección y Aston Villa. Y un mimo para mi carrera, porque lo más importante ya lo gané, que era el título del mundo con Argentina", agregó.

Al momento de repasar en la pantalla oficial los momentos clave que determinaron su elección, sobresalieron los penales atajados en las definiciones mundialistas ante Países Bajos, en cuartos de final, y Francia, en la final.

El Dibu Martínez

Pero hubo un detenimiento especial en la gran atajada que realizó frente a Randall Kolo Muani en la última jugada de la final del mundo.

"En el momento no vi ni quien me pateó. Francia era el último campeón, habíamos jugado setenta y cinco minutos brillantes, pero Kylian -Mbappé- hizo un partidazo y nos llevó a esa definición que en lo personal me hubiese gustado que llegase antes con el cabezazo de Lautaro (Martínez)", evocó "Dibu", que el pasado 2 de septiembre cumplió 31 años.

El marplatense compitió por el premio Lev Yashin frente a Bono (Sevilla y Al-Hilal), Onana (Inter y Manchester United), Thibaut Courtois (Real Madrid), Ederson (Manchester City), Dominik Livakovic (Fenerbahce), Mike Maignan (Milan), Aaron Ramsdale (Arsenal), Brice Samba (Lens) y Marc Ter Stegen (Barcelona).

Martínez hizo historia en Qatar, se ganó el premio The Best y definitivamente entró en la historia máxima del fútbol argentino al ser el primer arquero en ser considerado el mejor del mundo.

Y así como existió -y existe- una comparación entre Messi y Diego Maradona, hoy evocado por todos, empezando por el propio "Lío", ya que hubiese cumplido 63 años, también "Dibu" tiene su "Diego", que es nada menos que el "Pato" Ubaldo Matildo Fillol.

Es que Maradona y Fillol fueron campeones del mundo en México 1986 y Argentina 1978, respectivamente, siendo figuras preponderantes de sus equipos, pero por una cuestión reglamentaria de aquellos tiempos, no podía ganar un Balón de Oro un futbolista que no hubiese nacido en Europa.

Por eso la injusticia de que Maradona no haya ganado ninguno, y seguramente Fillol también podría haberse convertido en el primer arquero argentino en obtenerlo. Pero para ambos no fue posible.

De hecho, el primer jugador nacido en Argentina que ganó el Balón de Oro no fue Messi sino Enrique Omar Sívori, en 1961, aunque el "Cabezón de San Nicolás" tuvo esa posibilidad porque justamente se había naturalizado italiano y de hecho vistió la camiseta de su selección.

Sívori también era crack, jugaba con las medias caídas y tenía una estampa parecida a la de Diego, pero brilló en la "vereda de enfrente", en River Plate, aunque después de haber jugado con Juventus hubo algo que lo emparentó con Maradona, jugó en Nápoli. Y antes, también en la selección argentina.

Sívori, Messi y Martínez como el mejor arquero, se subieron al escenario mayor de la ceremonia estelar del Balón de Oro en París. Maradona y Fillol no pudieron pero como ellos, lo merecieron. y por todo esto, hoy "Dibu" es un verdadero privilegiado del fútbol por haber recibido el premio Lev Yashin, en honor a la "Araña negra", el también inigualable arquero ruso.