¿Conviene comprar con débito y zafar del IVA o en efectivo y con descuento?

La implementación del programa "Compre sin IVA", el cual implica una devolución del 21% en las compras efectuadas con tarjeta de débito, es una herramienta de ahorro doméstica valiosa, pero que obliga a llevar la cuenta de los gastos diarios para no caer en la tentación y terminar perdiendo dinero.

El cupo máximo de devolución es mensual y con el inicio de noviembre se resetean las cuentas y se renueva el límite de gastos.

La particular economía argentina hace un culto de las operaciones no registradas y es por eso que lo que favorece a los consumidores no siempre favorece a los vendedores.

Compre sin IVA: ¿cuándo conviene y cuándo no?

El "Compre sin IVA" tiene como condición el pago por el total con tarjeta de débito. Este esquema no implica necesariamente mayores ventas para el comerciante o empresa comercio y por lo tanto comenzaron a aflorar los "descuentos por pago al contado y en efectivo".

De esta forma los comercios tratan de competir con el descuento del 21%. El pago en efectivo permite la evasión en el IVA, otorga poder de negociación en las reposiciones y evita los costos bancarios por la utilización de los plásticos.

Debido al incremento de
Debido al incremento de

Debido al incremento de pagos con débito para recibir el reintegro de IVA, los comercios suman descuentos en efectivo.

El "Compre sin IVA" tiene un tope de devolución de $ 18.800 por mes por número de CBU, lo que equivale a un consumo de $ 89.500.

Desde el punto de vista legal, hay que remarcar que una compra en efectivo debe tener la contrapartida de una factura oficial con el IVA incluido, pero esta transacción no dispara la devolución.

Con el "Compre sin IVA" un consumidor que paga con tarjeta de débito tiene una devolución del 21% por el total en un lapso máximo de 48 horas. Si paga en efectivo, el descuento debería ser superior al 21% para ser la mejor opción.

El IARAF diseñó un cuadro para graficar estas dos opciones. En este ejemplo se supone un descuento en la compra en efectivo del 10%, algo habitual en este momento. Se trata de un consumidor que va consumiendo de $10.000 por compra a lo largo del mes.

 

"Es posible observar que ante un consumo de $10.000 resulta más conveniente la compra mediante tarjeta de débito, ya que el reintegro de $2.100 resulta un 110% mayor al descuento en efectivo de $1.000. Esta diferencia se mantiene hasta el consumo acumulado mensual de $90.000. A partir de dicho monto de consumo acumulado, al consumidor le conviene consumir en efectivo cada peso extra de consumo, debido a que el reintegro del "Compre sin IVA" tiene un tope de $18.900 y se consumió con $90.000", explicó el Instituto.

El IARAF señaló que "la mayoría de las personas beneficiadas con el Compre sin IVA tienen un consumo de estos bienes dentro del tope establecido".

"La proliferación de los descuentos por pagos en efectivo refleja la búsqueda de una venta en términos informales", subrayó.

En noviembre, se renueva el cupo de Compre sin IVA

Dado que este programa es mensual, el 1° de noviembre se renueva el cupo de gastos por $90.000.

Las compras realizadas hasta entre el 30 y 31 de octubre se regirán por el acumulado de ese mes y aunque la devolución se acredite en noviembre no "ocupan cupo" de gastos por noviembre.

El beneficio estará vigente hasta fin de año con lo cual quedan dos meses para con "papel y lápiz" ir calibrando la forma de consumir el límite admitido.

Los reintegros en compras realizadas los días 30 o 31 de cada mes
Los reintegros en compras realizadas los días 30 o 31 de cada mes

Los reintegros en compras realizadas los días 30 o 31 de cada mes, impactarán al mes próximo sin ocupar "cupo".

Compre sin IVA: ¿cómo se genera el reintegro?

¿Cómo se computan?: las operaciones de compra que se realicen entre las 00:00 horas y las 17 horas del mismo día, la acreditación en cuenta se hará efectiva dentro de las 24 horas hábiles de efectuada. Aquellas que se realicen luego de las 17 horas, el reintegro se realizará dentro de las 48 horas hábiles.

Cabe recordar que esta devolución rige para compras de bienes de la canasta básica, pero también incluye productos de perfumería y de higiene del hogar. También abarca las compras realizadas en carnicerías y verdulerías y fruterías, comercios donde por lo general el efectivo es la moneda de pago más usual. También en minimercados y kioscos.

Los reintegros figuran en el resumen de cuenta de la tarjeta de débito con la leyenda "Reintegro programa Compre sin IVA".

El programa no rige para compras que se realicen con tarjetas de crédito.

El reintegro se acredita en la CBU que esté informada en AFIP y solo se tendrán en cuenta las compras que se realicen con la tarjeta que esté asociada a esa CBU.

Dado el nivel de inflación, es importante manejarse con los montos de los tickets y no por cantidades habituales de compras, porque la inflación provoca que mes a mes se adquieran menos bienes con la misma cantidad de dinero.