Las deportaciones no se detienen. "Es un balde de agua que nos ha caído encima", dice un inmigrante

Luego de que el presidente Biden dictara una moratoria a las deportaciones por 100 días, un juez frenó por 14 días la medida, dando pie a que estas continuaran. Por eso muchos inmigrantes se sienten decepcionados.