Denuncian racismo en ataques a casas en Córcega

PARIS (AP) — Hay una "especie de racismo" detrás de los atentados perpetrados contra decenas de casas de descanso en la isla francesa de Córcega, dijo el domingo ministro del Interior de Francia.

Nadie se ha adjudicado los ataques del viernes por la noche, y las autoridades tampoco han señalado a nadie. Pero hay varios indicios que apuntan que pudo haber un móvil político detrás de los bombazos.

Aunque Francia se apoderó por completo de Córcega en el siglo XVIII, ha tenido importante autonomía y mantiene un idioma y cultura diferentes. Es hogar de nacionalistas que durante mucho tiempo han pedido más autonomía y específicamente han arremetido contra la afluencia de "continentales" provenientes de Francia y que cada verano inundan la isla mediterránea conocida por sus vistas montañosas y playas escarpadas.

Las autoridades han informado que las 26 casas atacadas eran en su mayoría segundas viviendas, que muchas veces pertenecen a gente de la Francia continental. En una de las casas estaba el grafiti de un grupo separatista, aunque la fiscalía de París dijo que era prematuro considerar que fuera un reclamo de responsabilidad.

El ministro del Interior Manuel Valls tampoco dijo quién estuvo detrás de los ataques, aunque apuntó al menos un móvil.

"Sin duda hay una especie de racismo en los ataques", declaró el funcionario el domingo en entrevistas con el canal de televisión iTele, la radiodifusora Europe 1 y el periódico Le Parisien.

La fiscalía de París investiga los atentados, incluyendo la posible participación de organizaciones terroristas y pandillas.

Valls también criticó que los políticos corsos de no condenar suficientemente los ataques, infiriendo que podrían tener algo de simpatía con los perpetradores. El ministro indicó que Córcega sólo debe ser vista como parte de Francia.

Cargando...