Denuncian casos abuso sexual en jardín de niños en Toluca

TOLUCA, Méx., febrero 29 (EL UNIVERSAL).- La mamá de una alumna del jardín de niños "Ezequiel Ordóñez" denunció que la menor fue víctima de presunta violencia sexual y pese a que interpuso una denuncia ante la Fiscalía de Delitos de Género, la directora de la institución desestimó su dicho y el de otras dos víctimas del mismo salón que su hija.

La mujer, cuyos datos se reservan por seguridad, acusó que la semana pasada, mientras bañaba a la niña, de cinco años de edad, le refirió que la habían tocado en sus genitales.

La progenitora acudió a la institución, donde la directora le recomendó que llevara a su hija al psicólogo. "Yo acepté porque pensé que era lo mejor, porque en dos meses el salón de clases de mi niña no tuvo maestro, así que mandaban a quien tuviera tiempo libre", declaró.

Días después, señaló la madre, mientras le ponía crema, la menor refirió con detalles las agresiones que sufrió e incluso dio características del sitio donde ocurrieron los hechos, que sólo pudieron pasar en el aula de música y baile, de acuerdo con datos recabados por la mamá de la niña.

Por esa razón, la madre de Nancy, como será identificada la menor, fue al Ministerio Público, donde un médico legista practicó análisis correspondientes a la niña y acreditó que no hubo penetración, pero sí tocamientos sexuales.

Además, el psicólogo del MP indicó que la menor todavía no logra rebasar la barrera del miedo, lo que impide identificar con el nombre a su agresor, a quien sólo identifica como "el señor del gel".

"Ella me dijo: 'mamita, te estuve gritando que me ayudaras y no llegaste'", lamentó.

Este no es el único caso, dijo, pues al informar en el chat de padres de familia sobre lo ocurrido, dos mamás identificaron que sus hijos, del mismo grupo de tercero "B", también fueron víctimas, pero sólo una de ellas interpuso una denuncia, la otra prefirió quedarse en el anonimato".

El viernes, los padres de las víctimas y de otros niños, así como de otros grupos, acudieron a la escuela para que la directora explicara las acciones a seguir, pero ésta se rehusó a creer en las acusaciones hasta tener en su poder las denuncias correspondientes.

Es así, que tanto las afectadas como los papás de otros alumnos anunciaron que por seguridad de los niños y ante la negligencia de la directora, van a retirar a sus hijos de la institución. Incluso hubo quienes desde el viernes pasado ya no los llevaron a clases hasta tener la seguridad de qué pasará con este asunto el lunes, que fueron citados a junta con las autoridades educativas.