Demandan a Peloton después de que un niño de tres años quedara con quemaduras causadas por una caminadora

·4  min de lectura

Una madre y un padre presentaron una demanda contra Peloton alegando que su hijo de tres años sufrió quemaduras de tercer grado después de quedar atrapado bajo la caminadora de la compañía, según documentos judiciales.

En la demanda, presentada en la Corte Suprema del Estado de Nueva York, condado de Kings el jueves, Sarah Saadoun e Ygal Saadoun, alegan que su hijo, que solo se identifica como "SS", "sufrió quemaduras de tercer grado en grandes partes de su cuerpo, cuando una caminadora defectuosa y peligrosa, diseñada y vendida por Peloton lo atrapó bajo su cinturón que gira continuamente” el 5 de julio de 2020.

Además de las lesiones sufridas por el niño, sus padres, que viven en Brooklyn, Nueva York, también afirman que el accidente provocó que su hijo experimente "conmoción y angustia emocional".

"Tenía tanto dolor y estaba tan asustado", dijo su madre a The New York Post sobre el incidente y el proceso de recuperación de dos meses. "Se te rompe el corazón al ver a tu hijo de tres años cubierto de quemaduras y gritando de dolor".

En la demanda, los Saadouns y sus abogados Jordan Merson y Nathan Werksman de Merson Law, PLLC, alegan que Peloton debería haber sabido que la caminadora era "extrema e irrazonablemente peligrosa, y no razonablemente segura para los fines previstos y usos previsibles".

La denuncia contra Peloton y su cinta de correr Peloton Tread + se produce después de que la compañía de ejercicios anunciara retiradas voluntarias de sus dos caminadoras, Tread y Tread +, en mayo de 2021, después de que las máquinas estuvieron involucradas en la muerte de un niño y numerosas otras lesiones reportadas.

El retiro se emitió después de que la Comisión de Seguridad de Productos para el Consumidor de EE.UU. (CPSC) advirtiera a los consumidores sobre la cinta de correr Tread + en abril, lo que inicialmente provocó un rechazo de la compañía, y Peloton se refirió a las advertencias como "inexactas" y "engañosas".

Leer más: Peloton emite una advertencia para mantener a los niños y las mascotas alejados de la cinta de correr después de la muerte de un menor

Sin embargo, en una declaración separada emitida después de la muerte del niño de seis años, el director ejecutivo de Peloton, John Foley, había advertido a los clientes que mantuvieran a los niños y las mascotas alejados de las máquinas de $4,200.

Advertencia: imagen gráfica a continuación

Según la CPSC, además de la muerte de un niño de seis años, que fue "tirado por debajo de la cinta de correr", Peloton recibió "72 informes de usuarios adultos, niños, mascotas y/u objetos que fueron tirados debajo la parte trasera de la cinta, incluidos 29 informes de lesiones en niños como abrasiones de segundo y tercer grado, huesos rotos y laceraciones”.

En una declaración publicada junto con el retiro del mercado, Foley admitió que la compañía había cometido un error con su "respuesta inicial a la solicitud de la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo de que retiremos el producto Tread +".

“Deberíamos habernos comprometido de forma más productiva con ellos desde el principio. Por eso, me disculpo”, agregó.

Según los términos de los retiros, los consumidores que compraron cualquiera de los productos recibieron instrucciones de dejar de usar las cintas de correr de inmediato y comunicarse con Peloton para obtener un reembolso completo.

Los propietarios de Tread + que no querían un reembolso también tenían la opción de trasladar la caminadora sin cargo a una habitación de su casa a la que no puedan acceder las mascotas o los niños, mientras que la compañía también dijo que estaba trabajando para implementar un software que bloquearía automáticamente el dispositivo después de su uso.

Mientras hablaba con The Independent, el abogado de la familia, Werksman, dijo que el meollo del problema es que las máquinas, que describió como "muy peligrosas", fueron "diseñadas para uso doméstico" y que la empresa "sabía que estarían en hogares con niños alrededor”.

“Como se alega en la demanda, Peloton vende una cinta de correr peligrosa diseñada específicamente para ser utilizada en casa con niños alrededor, que literalmente succiona a los niños debajo de ella sin detenerse. Con esta demanda, la familia Saadoun espera recuperarse del trauma causado y crear conciencia sobre el peligro de las caminadoras Peloton”, agregó en un comunicado de prensa.

Según Werksman, la familia, que está demandando por daños no especificados, no ha tenido noticias de Peloton.

Sin embargo, en una declaración a The Post, un portavoz de Peloton dijo: “Actualmente estamos revisando esta queja. Nos preocupamos profundamente por la seguridad de nuestra comunidad en Peloton y tomamos en serio todos y cada uno de los informes de incidentes”.

"Continuamos cooperando con la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo de EE.UU. (CPSC) en este retiro".

The Independent se ha puesto en contacto con Peloton para hacer comentarios.

Relacionados

Tras muerte de menor, Peloton retira caminadoras de mercado

Empresa Peloton retira máquinas de correr después de la muerte de un niño

A usuarios de Peloton se les pide dejar de usar cintas en niños y mascotas después de la muerte de un menor

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.