‘La demanda de renta sigue alta en Miami, pero vemos una desaceleración’, según experto

Miami, uno de los mercados inmobiliarios más tensionados de Estados Unidos, podría experimentar una “desaceleración” debido a los “costos de construcción”, consideró el experto en bienes raíces Timo Kipp.

“La demanda sigue impulsando las rentas residenciales, comerciales, minoristas y de oficinas. Sin embargo, estamos viendo una desaceleración, porque los costos de construcción se están volviendo casi prohibitivos. Esto se suma a un mayor costo del capital necesario para financiar cualquier proyecto de construcción”, explicó el propietario de Mayfair in the Grove, uno de los artífices de la revitalización de Coconut Grove.

Lo más importante, en su opinión, es que los negocios inmobiliarios “sigan siendo versátiles, para garantizar un éxito continuo”.

Tras la pandemia de Covid-19, parecía que el negocio de oficinas y locales decaería notablemente, debido a la implantación casi masiva del trabajo remoto. El regreso a la normalidad está planteando nuevos retos para líderes y empleados, y en no pocas grandes corporaciones se están produciendo despidos o debates, por la obligatoriedad de regresar a las oficinas.

“En Miami, especialmente los bufetes de abogados, los profesionales creativos o las agencias de publicidad todavía tienen dificultades para llamar a sus empleados a las oficinas. Veremos un cambio de ubicaciones, que a su vez incrementará las vacantes en propiedades de oficinas comerciales”, pronostica Kipp, ex empleado de Goldman Sachs en Reino Unido.

El experto de origen alemán considera que las sedes corporativas continúan siendo importantes. “Pueden cambiar de tamaño y diseño, pero nunca desaparecerán”, asevera en entrevista con el Nuevo Herald.

A quienes cerraron completamente sus oficinas y enviaron a los empleados a trabajar desde casa, les sugiere abrir una sede pequeña y pedir a los colaboradores un modelo híbrido: tres días en la oficina, dos días en remoto.

“No soy partidario de una fuerza laboral totalmente remota”, plantea.

En este sentido, Timo Kipp imagina la “oficina perfecta del siglo XXI pospandemia” con un diseño que promueva la interactividad social.

“Espacios abiertos, menos cubículos cerrados u oficinas individuales. Esto garantizaría un resultado laboral más eficiente para los trabajadores presentes en la oficina. Y son más económicos en términos de renta, en caso de futuras emergencias”, valora.

Su recomendación para los que inician un negocio inmobiliario en el sur de Florida, es ser “siempre transparentes”.

“La transparencia es clave, ese es mi mantra empresarial. Ser transparentes en términos de una ética empresarial general, así como en el precio de sus bienes y servicios, es una de las cualidades más importantes. Sea persistente y transparente, y tendrá éxito”, concluye.

Michel Suárez es periodista y escritor con un doctorado en comunicación.