Demanda Pablo Montero a su exesposa

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, julio 4 (EL UNIVERSAL).- Después de siete años de matrimonio, Pablo Montero y Carolina Van Wielink decidieron divorciarse en 2018 y, de acuerdo con el comunicado que emitieron en redes sociales, la separación ocurrió en el mejor de los términos por el bienestar de sus dos hijas.

No obstante, la pareja estaría en una disputa legal por tres demandas que realizó el cantante en contra de la madre de Carolina y Daniela, sus dos hijas menores.

La primera demanda habría sido por una reducción de pensión alimentaria, pues aparentemente el cantante debe proporcionar 15 mil pesos por cada una de las menores, misma cantidad que proporciona a sus dos hijos mayores, uno de ellos vive en EU y el otro en Costa Rica. Pablo reconoce que hoy en día no hay trabajo para los cantantes.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.