El Delta del Paraná, en alerta: por los incendios, en solo dos años se consumió casi 40 veces la superficie de la ciudad de Buenos Aires

·4  min de lectura
Continúan los incendios en las islas entrerrianas, frente a la ciudad de Rosario, y a la altura de Alvear
Marcelo Manera

ROSARIO.– Un horizonte en llamas y el aire cargado de humo. La escena se repite como un loop interminable desde hace dos años ya frente a esta ciudad y a muchas otras localidades ribereñas del Paraná, castigadas por una interminable saga de quemas en la zona del Delta que, desde principios del año pasado, ya afectó a casi la mitad de ese valioso humedal que comparten las provincias de Entre Ríos, Santa Fe y Buenos Aires.

Un verano atípico. Punta del Este, más selecta que nunca

Según los monitoreos que cada semana hace el Museo de Ciencias Naturales Antonio Scasso de San Nicolás, en todo 2021 hubo casi 13.000 focos de calor en el área del Delta conocida como Zona Piecas y que está comprendida entre la ciudad de Santa Fe, al norte y Escobar, al sur. Es el segundo peor año de la década en cantidad de focos, solo superado por 2020, cuando se detectaron unos 40.000. La enorme mayoría de los incendios ocurren en la provincia de Entre Ríos, que tiene jurisdicción sobre el 80% de las islas.

Si se toma como referencia el cálculo que hacen los especialistas del museo, que consideran que cada foco quema en promedio unas 14 hectáreas, este año se pulverizaron unas 182.600 hectáreas, el 8% del territorio. Si a eso se suman las quemas del año pasado (40.000 focos que consumieron 560.000 hectáreas) en dos años se consumieron al menos 742.000 hectáreas, el 40% de ese humedal que tiene en total unos 2,3 millones de hectáreas. El equivalente a casi 40 veces la superficie de la ciudad de Buenos Aires.

En un escenario marcado por una prolongada sequía y una bajante del río excepcional, y con el proyecto de Ley de Humedales caído a nivel parlamentario por tercera vez en menos de 10 años, la práctica de quemar pastizales para “limpiar” el territorio se descontroló por completo para desgracia de ese ecosistema y de los habitantes de la región.

En dos años, el fuego ya lleva arrasado el 40% del Delta, que tiene en total unos 2,3 millones de hectáreas
Marcelo Manera


En dos años, el fuego ya lleva arrasado el 40% del Delta, que tiene en total unos 2,3 millones de hectáreas (Marcelo Manera/)

Palabra oficial

El Delta del Paraná no es la única región del país en llamas. Según el reporte diario sobre incendios de ayer elaborado por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, en los últimos días 10 provincias tuvieron incendios forestales, y en cinco de ellas seguían activos en: Chubut, Neuquén, Río Negro, Formosa y Santa Cruz. El martes pasado, el Consejo Federal de Medio Ambiente y el Ministerio declararon una “emergencia ígnea” en todo el territorio nacional” por un año, por el riesgo extremo de incendios de bosques y pastizales.

Dejaron la ciudad y construyeron una casa autosustentable en una playa virgen de la Patagonia

“Vamos a tener una temporada muy compleja con los incendios, hay una crisis hidrológica en todo el Cono Sur y hay altas cargas de combustible (pasto seco) por esta sequía que lleva más de un año”, explicó Gabriel Gasparutti, el subsecretario de Gestión de Riesgo y Protección Civil de la Nación.

Consultado sobre por qué Entre Ríos no aparecía en el reporte con focos activos ni tampoco como lugar con despliegue de medios de la Nación para combatir el fuego, dijo que “las provincias a veces demoran en cargar la información” y que son esas jurisdicciones las que deben demandar asistencia. “A veces los intendentes y algunos gobernadores se hacen los que desconocen la ley. ¿Quién cobra el impuesto inmobiliario en los campos del Delta? Las provincias, no la Nación, por eso son las provincias las que deben responder en primera instancia. Si están sobrepasadas, ahí aparece la Nación. Pero algunos gobernadores se hacen los distraídos”, señaló el funcionario.

Gasparutti agregó que “el 98 % de los incendios en el Delta son intencionales” y que “son las provincias y la Justicia las que primero tienen que actuar con los que generan el fuego”. “Podemos mandar 10.000 bomberos de la Nación, pero si la Justicia no hace nada, nada alcanza”.

Para el gobierno nacional, el 98 % de los incendios en el Delta son intencionales
Marcelo Manera


Para el gobierno nacional, el 98 % de los incendios en el Delta son intencionales (Marcelo Manera/)

Organizaciones ambientalistas

Desde la Multisectorial de Humedales estimaron que a partir de fines de la semana pasada se quemaron unas 3000 hectáreas de islas solo frente a Rosario, en base al análisis de imágenes satelitales de acceso abierto como las de la NASA. Algunos de esos fuegos (como los de la isla La Deseada en el Paso Destilería, frente a la ciudad de Granadero Baigorria) fueron combatidos por vecinos autoconvocados con motobombas y equipos prestados por la propia Multisectorial.

Para Jorge Bártoli, referente de la ONG El Paraná No Se Toca, “ya nada de esto nos resulta nuevo y solo vemos más de lo mismo, pero peor”. “Más que nunca el rey está desnudo: el rey es el Estado y ha quedado al desnudo la incapacidad, la falta de normas, de recursos y de previsión para evitar lo que sucede”, dijo el ambientalista, que agregó que es insólito que, con la cantidad de territorio devastado ya, no se esté trabajando en planes de recomposición. “Se quemó medio Delta, pero seguimos con la ganadería extensiva”, dijo.

También reclamó por la no sanción de la Ley de humedales. “Si entra en extraordinarias habrá que ver en detalle el proyecto, porque si es el que se consensuó este año, bueno, pero si es otro edulcorado no sirve”, concluyó.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.