La delegación de EE.UU. abandona Taiwán tras tres días de visita no oficial

Agencia EFE
·2  min de lectura

Pekín, 16 abr (EFE).- La delegación estadounidense liderada por el exsenador Chris Dodd concluyó hoy una polémica visita no oficial de tres días a Taiwán en la que reafirmó el respaldo de Washington a Taipéi en materia de defensa, informó hoy la prensa taiwanesa.

En este viaje también participaron los exvicesecretarios de Estado Richard Armitage y James Steinberg, quienes regresaron a Estados Unidos en torno a las 11.20 hora local (03.20 GMT) en un avión privado.

Durante la visita, los emisarios estadounidenses se reunieron con la presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, así como con el primer ministro, Su Tseng-chang.

"Estoy aquí a petición de mi viejo amigo el presidente (Joe) Biden. Estoy seguro de que esta Administración les ayudará a ampliar su espacio internacional y a apoyar sus inversiones en materia de autodefensa", dijo Dodd durante su reunión con Tsai este jueves.

Por su parte, Tsai se refirió a las recientes incursiones de aviones chinos y otras maniobras militares en la zona: "Suponen una amenaza a la paz. Taiwán está dispuesta a trabajar con Estados Unidos y otros países para salvaguardar la estabilidad en la región y disuadir provocaciones y maniobras arriesgadas".

La cooperación en materia económica y medioambiental también ocuparon parte de las reuniones de los exfuncionarios estadounidenses con representantes taiwaneses, apuntó la agencia taiwanesa de noticias CNA.

El miércoles, día de inicio de la visita, China comenzó unas maniobras militares con munición real al suroeste de Taiwán, en el estrecho homónimo, y ha registrado varias incursiones de aviones militares chinos en su zona de identificación de defensa aérea durante estos días, la última de ellas, ayer (dos cazas J-16).

El viaje de Dodd y su comitiva a Taiwán ha irritado a Pekín, que rechaza cualquier tipo de intercambio independiente con la isla.

De manera simultánea, el enviado especial para el cambio climático del Gobierno de Estados Unidos, John Kerry, llegó el miércoles a Shanghái para abordar con China cuestiones relacionadas con su cartera en la que es la primera visita oficial de un alto funcionario estadounidense a suelo chino en más de 20 meses.

Las tensiones entre China y Estados Unidos aumentaron considerablemente durante el mandato del expresidente estadounidense Donald Trump, que dio prioridad al fortalecimiento de las relaciones con Taiwán, incluida la venta de armas, pese a que en 1979 Washington rompió sus relaciones con la isla en favor de la República Popular.

La prensa taiwanesa destacó que el equipo diplomático de Biden ha optado por un enfoque prudente con una visita que califican como "no oficial" en contraste con las que realizaron el año pasado funcionarios estadounidenses durante el mandato de Trump.

Taiwán se gobierna de manera autónoma desde 1949 -cuando los nacionalistas del Kuomintang se refugiaron en la isla, tras perder la guerra civil contra los comunistas-, aunque Pekín reclama la soberanía sobre ella y no ha descartado el uso de la fuerza para recuperarla.

(c) Agencia EFE