La primera decisión del jefe de los diputados brasileños va a la Justicia

Agencia EFE
·2  min de lectura

Brasilia, 2 feb (EFE).- La oposición brasileña anunció este martes que exigirá a la justicia que anule la primera decisión del nuevo jefe de los diputados, Arthur Lira, que excluyó a los partidos ajenos al Gobierno de Jair Bolsonaro de la directiva de la Cámara baja.

"Los partidos que se unieron en torno a la defensa de una Cámara de Diputados libre e independiente repudian, con toda vehemencia, ese acto autoritario", dice la demanda divulgada por una decena de formaciones de la oposición, que será entregada a la Corte Suprema.

Lira, alineado con el Gobierno de Bolsonaro y respaldado por once partidos de centro y derecha, fue elegido presidente de la Cámara baja este lunes con los votos de 302 de los 513 diputados y ya en su primera decisión acorraló a la oposición.

Inmediatamente después de su elección, Lira anuló un bloque de partidos formado por opositores en respaldo al diputado Luiz Baleia Rossi, con quien disputaba la presidencia de la Cámara, debido a que fue oficializado seis minutos después del plazo reglamentario.

Según las normas internas, la formación de ese bloque, junto con los 145 votos obtenidos por Baleia Rossi, aseguraba a esos partidos un espacio proporcional en los cargos directivos de la Cámara.

Esos bloques podían ser formalizados hasta las 12.00 hora local del lunes, pero la oposición lo hizo seis minutos después del plazo y, aunque fue inicialmente aceptado, Lira anuló el proceso y anunció que esos cargos en la directiva, que incluyen dos vicepresidencias, serán ocupados por diputados elegidos por el pleno.

De acuerdo a Lira, esa decisión fue tomada con "estricto apego" a las normas internas del Congreso, que en el caso que suscitó ahora la polémica incluyen horarios "que deben ser respetados".

La formalización del bloque opositor fue acordada con el ahora expresidente de la Cámara baja, Rodrigo Maia, quien personalmente patrocinó la candidatura de Baleia Rossi, lo cual, según dijo Lira, "contaminó" la formación de la directiva.

De ese modo, los diez partidos opositores que han denunciado esa decisión quedan virtualmente excluidos de la nueva directiva, que incluye, además de dos vicepresidencias, cuatro secretarías que, entre otros asuntos, fiscalizan los gastos de los diputados.

Ese punto ha sido considerado clave por la oposición, sobre todo porque en octubre de 2022 serán celebradas elecciones presidenciales y parlamentarias, lo que en muchas ocasiones ha propiciado "desvíos" de dinero de los gabinetes de los diputados hacia sus campañas.

Fuentes de la Corte Suprema consultadas por Efe, sin embargo, dijeron que la demanda podría ser rechazada, como ha ocurrido en otros casos referidos a normas internas del Congreso, que en opinión de los jueces deben ser resueltos por los propios legisladores.

(c) Agencia EFE