Decenas de falsos Bolsonaros se postulan en las municipales de Brasil como símbolo de su popularidad

LA NACION
·3  min de lectura

Adilson Bolsonaro, Aldo Bolsonaro, Angela Bolsonaro, Fernanda Bolsonaro, Junior Bolsonaro, Maclaiten Bolsonaro y Wesley Bolsonaro, son algunos de los candidatos que se presentan para las elecciones municipales de Brasil este fin de semana, según informó Bloomberg.

Ninguno de ellos está relacionado con el presidente, Jair Bolsonaro, y ni si quiera se apellidan Bolsonaro. Pero en una señal de cuán tremendamente popular es el mandatario ultraderechista en muchas partes del interior brasileño, decenas de candidatos están agregando el apellido Bolsonaro a sus nombres registrados que aparecerán en las boletas este domingo. En total, más de 70 políticos lo han adoptado.

"El virus no está cansado de nosotros". El pedido de la OMS para no relajarse ante la nueva cepa del Covid-19

La aparición de candidatos con nombres llamativos y hasta insólitos se ha vuelto una costumbre electoral en Brasil, donde las reglas de la democracia permiten a quienes piden el voto elegir cómo desean presentarse en las urnas. En las elecciones presidenciales de 2014, por ejemplo, se presentaron Ben Laden, Cara de Hamburguesa y Olga un Beso y un Queso, entre otros.

"Su popularidad crece día a día", dijo a Bloomberg Jair Sousa Silva, un expastor evangélico que se postula bajo el nombre de Jair Bolsonaro para un puesto en el concejo municipal de una ciudad en la Amazonia. "Cuando les pido votos a mis hermanos de fe, me conocen como Hermano Jair, Pastor Jair y también como Jair Bolsonaro".

Popularidad en ascenso

El verdadero Jair Bolsonaro goza de una popularidad asombrosa. Sí, sus detractores lo culpan por el mal manejo de la pandemia de coronavirus, que se ha cobrado más de 160.000 vidas, pero la decisión de su gobierno de entregar grandes cheques de ayuda a un tercio de los brasileños ha reducido la pobreza y reforzado su apoyo. Las elecciones del domingo, con todos los falsos Bolsonaros y aliados de Bolsonaro en las boletas electorales en todo el país, servirán como una especie de referéndum sobre el presidente dos años antes de que se enfrente a la reelección.

A pesar de que el gobierno elimina gradualmente los pagos de emergencia que han impulsado la popularidad de Bolsonaro este año, muchos candidatos aún intentan seguir al presidente. La mayoría de ellos están disputando elecciones en ciudades más pequeñas donde la ayuda financiera del gobierno ha jugado un papel importante en la recuperación económica.

Además de los falsos Bolsonaro, también se presentan familiares del presidente en San Pablo y Río de Janeiro, incluido Carlos Bolsonaro, su hijo, que busca la reelección como concejal de Río.

"El nombre de Bolsonaro es muy poderoso aquí; realmente creo que me ayudará a ser elegido", dijo Joao Claudio "Bolsonaro" Tozzi en una entrevista, citada por Bloomberg. Trabajador de la construcción, se postula para el ayuntamiento de Goioere, un pequeño pueblo en el estado sureño de Paraná que le dio al presidente más del 68% de los votos en 2018.

De paraíso a película de terror: por qué se apaga el atractivo turístico de Cancún

En transmisiones diarias en vivo esta semana, Bolsonaro ha estado respaldando a algunos de esos candidatos, pero no está claro si su apoyo hará una diferencia significativa o no. Si bien hay pocas encuestas electorales para concejales de la ciudad, los candidatos a la alcaldía que han recibido el apoyo explícito del presidente están a la zaga en las encuestas de opinión, según un análisis de Bloomberg. Entre ellos se encuentran el alcalde de Río de Janeiro, Marcelo Crivella, que se postula para la reelección, y Celso Russomanno, que está tratando de derrocar al actual alcalde de Sao Paulo, Bruno Covas.

Pero Bolsonaro no es el primer político cuyo nombre se presta para las elecciones. Lula, como todos conocen al líder izquierdista Luiz Inacio Lula da Silva, era muy popular hace unos años, y hasta el día de hoy aparece en algunas papeletas en todo el país.