¿Deberíamos testearnos antes de asistir a las reuniones de fin de año? Esto recomiendan los expertos

·4  min de lectura
Fin de año
Fin de año

La cena de Navidad y Año Nuevo fomenta encuentros entre familiares de distintas edades y que han tenido comportamientos disímiles frente a la pandemia de coronavirus. Desde los que mantuvieron un alto nivel de cuidado y están vacunados, hasta los que decidieron no inocularse y de a poco han olvidado las medidas de higiene y protección.

Si bien en algunas familias la vacunación ha generado una nueva grieta —algunos vacunados no quieren juntarse con aquellos que decidieron no aplicársela—, otra opción es proponerles a todos los integrantes de la reunión que se realicen un testeo previo. Más aún en un contexto de suba de casos de coronavirus. Pero, ¿sirve realmente un test de antígenos? ¿Qué opinan los especialistas sobre esta medida? ¿Puede dar una falsa sensación de seguridad?

Ricardo Teijeiro, miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), dice que “medio mundo” lo consultó para ver si es pertinente hacerse un hisopado antes de las Fiestas. Su respuesta es que va a depender de la situación de cada uno: “Si vas a hacer una reunión con las personas que ves cotidianamente, no tiene mucho sentido. Porque si te lo hacés para Navidad y luego los volvés a ver la semana que viene sin hisoparte es lo mismo”.

Coronavirus: cómo funcionará el pase sanitario que empezará a regir desde mañana en Córdoba

Sin embargo, Teijeiro resalta que, si van a viajar a otra provincia, o si dentro del grupo familiar hay personas muy delicadas, un test no estaría de más. “Si una familia que vive en la ciudad de Buenos Aires, donde han crecido los casos, se traslada al interior, sería bueno que se hagan un test 24 o 48 horas antes. Eso te da cierta garantía. Otro escenario donde sumaría hacerse un test sería en el caso de familias con pacientes oncológicos, si hay personas muy delicadas por la edad o situaciones por el estilo”, indica Teijeiro.

El especialista agrega que, de todos modos, el test de antígeno, que por el precio es el más popular, es menos sensible y puede dar un falso negativo: “Tienen un nivel de seguridad del 70 al 80 por ciento. Encima, los asintomáticos suelen tener menos carga viral, por lo que pueden dar un falso negativo. Por supuesto, la prueba de PCR es mucho más efectiva, pero es más cara”.

¿Qué recomiendan desde la Ciudad y la Provincia?

LA NACION consultó al ministerio de Salud de la Provincia y recomendaron no testearse cuando la persona no tiene síntomas ni fue contacto estrecho. Desde la Ciudad, también piden que aquellos que necesiten un hisopado por cuestiones administrativas, como un viaje, o como medida extra de cuidado previa a las Fiestas, acudan a su obra social para no saturar el sistema público y de ese modo evitar que se obstaculice el testeo de personas con síntomas.

Por su parte, Pablo Scapellato, jefe de infectología del Hospital Santojanni, argumenta que testearse sin síntomas no tiene mucho sentido y pondera las medidas de cuidado que se mantuvieron durante toda la pandemia. “El principal beneficio del test de antígenos es tener un resultado rápido cuando el paciente tiene síntomas, pero sin síntomas baja la sensibilidad. Lo que recomiendo es mantener las medidas de cuidado que ya conocemos: uso del tapaobocas si el espacio es muy cerrado, tener los espacios ventilados, respetar la distancia y si alguien presenta síntomas, por más leves que sean, sería mejor no asistir a la reunión”, opina Scapellato.

¿Cuánto sale testearse?

Los laboratorios privados ofrecen las pruebas de PCR y de antígeno a distintos precios. Por ejemplo, en Central Lab, que tiene sucursales distribuidas por toda la ciudad, el PCR cuesta $6500 y el resultado lo entregan en 24 horas, mientras que el de antígenos sale $4000 y en dos horas la persona recibirá el resultado.

En el laboratorio Stamboulian, el valor del PCR es de $7000, pero si van grupos de tres o más integrantes el precio baja a $6500. El resultado se obtiene en 24 horas. En el caso del test de antígeno, el precio es de $4000 y a partir de las tres personas el valor pasa a ser de $3500. El resultado se envía a los 30 minutos.

Mientras que en el laboratorio Biorossi, el valor del PCR es de $6000 y de $6800 a domicilio. El resultado se entrega en 24 horas. El de antígenos sale $3500 y $4300 respectivamente, y el resultado estará en 30 minutos.

“El test de antígeno tiene menos sensibilidad que la PCR. Si el de antígeno da positivo, es Covid, pero para los asintomáticos puede dar falsos negativos. De todos modos, hacerse el test siempre suma otra barrera más, pero yo pondría toda la energía en que la gente se vacune y mantengan las medidas de cuidado”, agrega Elena Obieta, miembro de la SADI.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.