Dólares paralelos: hasta cuándo puede durar la calma y los factores que meten presión

Tras el resultado de las elección presidencial en primera vuelta favorable al candidato oficial y ministro de Economía Sergio Massa, cedió la tensión cambiaria en la última semana por menor demanda por cobertura lo que desinfló al dólar blue y las divisas financieras que habían superado los $1.000 en la rueda previa a los comicios. Pero los analistas afirman que se trata de una "calma transitoria" que puede prolongarse quizás una semana más pero auguran que luego retornará el proceso dolarizador.

Un combo de razones explican la tregua en los dólares paralelos. En primer lugar, el mercado leyó que con el triunfo de Massa que fue el más votado -con una ventaja de 7 puntos- y la alianza entre su rival de la Libertad Avanza, Javier Milei y postulante del PRO Patricia Bullrich, perdió fuerza el plan de dolarización que proponía el libertario.

A eso se suma el debut la última semana de un dólar diferencial para todo el complejo exportador que establece un esquema de liquidación del 70% al tipo de cambio oficial, y 30% al CCL que inyecta mayor oferta a ese segmento, y le quitó presión a la cotización de la divisa financiera. Y al respiro del blue también contribuyó la normalización de la actividad en la plaza informal, hubo más operaciones y liquidez evitó la distorsión de precios evidenciada antes de las elecciones por los allanamientos a cuevas, y eso aflojó el valor.

En el marco del dólar exportador, y en un escenario de endurecimiento a los pagos de importaciones, el Banco Central retomó la postura compradora en el mercado cambiario, lo que también descomprimió la tensión. Hilvanó una racha positiva de ruedas seguidas, y acumuló en la semana un saldo neto comprador de u$s 401 millones, y redujo el rojo del mes a ventas netas por u$s457 millones.

De todos modos, el frente cambiario es frágil con reservas netas que están en negativo en alrededor de u$s7.500 millones y que en los próximos días caerán hasta -u$s10.800 millones cuando entre el 31 de octubre y el 6 de noviembre se cancelen pagos previstos con el FMI por unos u$s3.300 millones.

Ante esta panorama, la consultora Anker Latinoamerica espera que "en las próximas tres semanas el gobierno administre la coyuntura con la extensión del dólar de exportación y la activación del swap con China" y evaluó que "de no resultar suficientes estos mecanismos para asegurar munición para mantener anestesiado al FX financiero, creemos que el BCRA continuará calibrando el cepo y las regulaciones cambiarias para contener la demanda".

Tras elecciones, el BCRA retomó racha compradora, en la semana tuvo saldo positivo de u$s 401 millones
Tras elecciones, el BCRA retomó racha compradora, en la semana tuvo saldo positivo de u$s 401 millones

Tras elecciones, el BCRA retomó racha compradora y la última semana tuvo saldo positivo de u$s401 millones

Dólares paralelos: ¿qué puede pasar en los próximos días?

El dólar blue cerró el viernes a $990, con lo cual registró una suba diaria de $10, pero bajó $110 respecto al récord nominal de $1.100 que había registrado el lunes post elecciones, scon lo cual la brecha con el tipo de cambio oficial se ubicó en 182%, luego de tocar un pico de 214,28%. En tanto, el CCL finalizó en $859,73 luego de que el viernes previo a las elecciones había finalizado en un pico $1.110, 59

Para el analista Christian Buteler, el dólar blue en los próximos días "podría bajar un poco" dado que aún mantiene una brecha grande con el CCL y porque tras la fuerte dolarización previa a las elecciones parte de esos dólares pueden volcarse al mercado informal porque "a fin de mes hay necesidades en pesos, como pagos de sueldos, y otros compromisos"

No obstante, admitió que a principio de noviembre podría haber una mayor demanda cuando las personas que dejaron de tributar el impuesto a las Ganancias -por la eliminación de la cuarta categoría- cobren un mayor sueldo en el bolsillo.Según indicó Massa, este lunes más de 1 millon de argentinos van a recibir entre $50.000 y $500.000 por la eliminación de Ganancias. 

Pero Buteler remarcó que "el CCL y el MEP siguen bajando, con lo cual veo difícil que el blue se va a poder mantener porque no tiene razón de ser pagar un blue a $990 cuando se puede comprar un MEP en $830". Y dijo que "las grandes brechas has entre el blue, el MEP y el CCL no duran mucho, son distorsiones de 3 o 4 días, pero tienden a que la diferencia entre ellos sea más baja que la de ahora".

A su vez, el economista Federico Glustein opinó que "la devolución del impuesto a las Ganancias no creo que vaya tanto al blue, sino más bien a adelantar algunos gastos como vacaciones, o pago de deudas".

"Puede haber una demanda leve en el blue, y que cruce la barrera de $1.000, pero no creo una presión fuerte, porque se evidencia que aquellos ahora exceptuados de Ganancias están hurgando en otros mercados como el dólar MEP o utilizando algunas opciones financieras más complejas, están cubiertos por otro lado, no hay tanta demanda del dólar informal de ese segmento", alegó.

El dólar blue cerró el viernes en $990,  y se alejó del récord de $1.100 que registró el lunes post elecciones
El dólar blue cerró el viernes en $990, y se alejó del récord de $1.100 que registró el lunes post elecciones

El dólar blue cerró el viernes en $990, y se alejó del récord de $1.100 que registró el lunes post elecciones

A su vez, un análisis de Anker recalcó que "no nos sorprendería que esta corrección bajista (de los dólares financieros) se extienda en el tiempo" porque con el resultado electoral "bajó el riesgo de una crisis durante la transición hacia la segunda vuelta frente a candidatos presidenciales que ahora tienen incentivos a moderar su discurso para captar votos de Juntos por el Cambio y Schiaretti". En tanto que "el dólar preferencial para exportaciones debería aumentar la oferta de dólares en los mercados paralelo".

Dólares paralelos: ¿cúanto puede durar la calma?

Para Buteler, la estabilidad de los dólares alternativos con tendencia descendente puede extenderse "unos cinco o seis días más" pero estimó "a medida que nos acerquemos a las elecciones, unas dos semanas antes habrá otra vez una presión dolarizadora, aunque no creo que sea con la misma fuerza que tuvo previo a la primera vuelta electoral".

"Es una cama transitoria. A media que te vayas acercando a la segunda vuelta, la presión sobre los dólares puede incrementarse. No veo el riesgo de una nueva corrida cambiaria, pero es algo que nunca se puede desechar, dependerá de lo que pase en la política, es un escenario muy volátil, es dia a día", esgrimió.

A su vez, el analista José Ignacio Bano consideró que el dólar exportador trajo "un poco más de tranquilidad", y juzgó tanto el resultado electoral que alejó las chances de una dolarización como  la alianza Milei-Bullrich, que puede llevar al candidato libertario "más hacia el centro" para captar votos,"calmó un poco las expectativas devaluatorias y entonces la gente tiene menos ganas de salir a pagar $1.000 por el dólar, y por eso aflojaron un poco los dólares alternativos".

En este contexto, Bano especuló que "podemos tener alguna semana de tranquilidad cambiaria más, puede durar diez dias, pero la última semana antes de las elecciones suele ser álgida, y seguramente volveremos a tener un mercado bastante volátil".

Para la economista Natalia Motyl, los dólares financieros "seguirán estables porque hay mayor oferta de divisas por el dólar exportador y la activación del segundo tramo del swap con China que morigeran las tensiones cambiarias".

El dólar para exportaciones es una de las causas que impulsan la baja del dólar Contado con Liquidación
El dólar para exportaciones es una de las causas que impulsan la baja del dólar Contado con Liquidación

El dólar para exportaciones es una de las causas que impulsan la baja del dólar Contado con Liquidación

No obstante, la analista prevé que dentro de "dos semanas, a medida que nos acerquemos a las elecciones, habrá una mayor demanda de dólares por cobertura que hará presionará al alza los dólares financieros" porque el mercado descuenta que "gane quien gane deberá devaluar". Así, pronosticó que el dólar blue "antes de las elecciones estará en unos $1.400".

Glustein cree que "a medida que se va despedazando el plan de Milei, la estabilidad del dólar blue y los paralelos va a estar garantizada hasta la semana previa a las elecciones que puede haber una escalada"

Por su parte, los analistas de PPI plantearon que "no vemos motivos para que el dólar (financiero) prolongue su descenso mucho más". Y fundamentaron: "Con reservas netas negativas en torno a u$s 7.500 millones y un pago al FMI por cerca de u$s3.300 millone que las empujaría a u$s10.800 millones, podríamos esperar que la demanda por cobertura, que mermó desde la victoria de Sergio Massa en las elecciones generales, retorne".

Y es que alegan que "gane quien gane, deberá considerar levantar el cepo e ir hacia un único tipo de cambio pasadas las elecciones" porque "no hay régimen en el que se puedan acumular reservas manteniendo el cepo", Y enfatizaron que "todo ello deriva en que la demanda por cobertura directa volverá pronto (seguramente antes del ballotage) y le pondrá un piso rápidamente al billete cuando se lo perciba barato" por lo que "el declive de la moneda norteamericana será temporal"..

Dólares paralelos: ¿qué factores determinarán el rumbo?

La consultora LCG sostuvo que el resultado electoral "alejó del horizonte el escenario extremo de una dolarización y cedieron las tensiones cambiarias" pero aseguró que "esta calma podría ser solo transitoria", Y remarcó: "Estará atada a cómo los candidatos transiten las 4 semanas que quedan hasta el ballotage, a lo que vayan reflejando las encuestas y a lo que hagan y digan los espacios políticos".

"La fragilidad de la economía es de tal magnitud que cualquier evento puede significar una amenaza. En los extremos, desde un nuevo aliento al desarme de colocaciones en pesos por parte de Milei tratando de recuperar fortaleza relativa vía el deterioro de la situación económica, hasta el impulso de nuevas políticas populistas por parte del ministro-candidato para consolidar su base de apoyo. Pero, quizás, sobre la estrategia oficialista es dónde quedan más dudas", razonó.

Para el rumbo de los dólares será clave el discurso de los candidatos, lo que reflejen las encuestas, y las alianzas que se sigan configurando
Para el rumbo de los dólares será clave el discurso de los candidatos, lo que reflejen las encuestas, y las alianzas que se sigan configurando

Para el rumbo de los dólares será clave el discurso de los candidatos, lo que reflejen las encuestas, y las alianzas

En sintonía, Buteler dijo que el rumbo de los dólares libres hasta el balotaje "dependerá mucho de lo que reflejen las encuestas, y de lo que vayan diciendo y haciendo los dos candidatos, los apoyos que vayan teniendo, si van mostrando un poco más cuál es su plan de estabilización para después de las elecciones, si hay más medidas distorsivas por parte del gobierno para poder bancar la elección, o sea si hay un nuevo plan platita, a todo va a estar atento el mercado".

"Si en las encuestas empiezan a subir las chances a Milei, pero él dice otra vez que se va dolarizar a cualquier precio, repite que hay que sacar los plazos fijos, activas nuevamente los mismos factores que ayudaron a tener la corrida anterior". Y si las encuestas le bajan a Massa y sale con más plan Platital,es más pesos en la calle, y otra vez tenes corrida. Es un día a día", expresó.

"Y subrayó que otro punto que va a monitorea el mercado en este lapso es "lo que vaya sucediendo en la economía real con las distintas variables como la inflación".

Para los analistas de Invertir en Bolsa (IEB), pese a la calma cambiaria, "será de esperar una mayor presión a medida que nos acerquemos al balotaje, dada la naturaleza de la divisa norteamericana como cobertura frente a escenario de incertidumbre" y concordó que la magnitud dependerá "del discurso de cada candidato, sus posibles alianzas, y chances de cara a la segunda vuelta".

"La clave será monitorear las probabilidades de cada candidato para llegar al sillón de Rivadavia. No es lo mismo que Massa o Milei se perfile como el favorito: En el primer escenario es probable que la volatilidad de corto sea menor .El segundo escenario sigue siendo aún disruptivo pero acotado a lo que deba moderar Milei para seducir votantes ubicados más hacia el centro", concluyó.