“Un día de vergüenza para el Estado británico”, Rishi Sunak sobre escándalo de la sangre contaminada

Este lunes 20 de mayo se conocieron los resultados de una investigación que examinó lo ocurrido en el escándalo de la sangre contaminada en Reino Unido en las décadas de 1970 y 1980. El informe detalla que más de 30.000 personas recibieron transfusiones sanguíneas y productos sanguíneos contaminados de enfermedades como el VIH y la hepatitis. Además, más de 3.000 personas murieron. El primer ministro británico, Rishi Sunak, pidió perdón a las víctimas y prometió corregir "este error histórico".

Los resultados de una investigación pública en Reino Unido, conocidos este lunes 20 de mayo, concluyeron que el escándalo de sangre contaminada en el Reino Unido no fue un accidente sino culpa del cuerpo médico y de los gobiernos a cargo.

De acuerdo con el líder de la investigación, Brian Langstaff, más de 30.000 personas recibieron sangre y productos sanguíneos infectados en las décadas de 1970 y 1980 por parte del Servicio Nacional de Salud, del Estado británico. Según Langstaff, el Gobierno ocultó la verdad para "salvar las apariencias y ahorrar gastos".

Como consecuencia, más de 3.000 personas murieron y miles más contrajeron hepatitis o VIH, según la investigación.

Rishi Sunak, primer ministro británico, aseguró que: "el resultado de esta investigación debería sacudir a nuestra nación hasta lo más profundo", y que los ministros e instituciones habían fracasado de manera "desgarradora y devastadora".

Además, los pacientes que contrajeron VIH tuvieron que enfrentar el rechazo.


Leer más sobre FRANCE 24 Español

Leer tambien:
Médico habría infectado de VIH a más de 400 niños en Pakistán
El VIH / SIDA: desde la década de los 80 hasta hoy (5/5)