ūüďł | D√≠a de Muertos, as√≠ se recibi√≥ a los difuntos en distintas partes de M√©xico

·4 ¬†min de lectura

Flores de cempas√ļchil, panes de muerto, catrinas y catrines, ofrendas, procesiones y visitas a panteones, todo esto y m√°s define el D√≠a de Muertos en M√©xico, festividad en la cual se conmemora a los seres queridos fallecidos.

Los primeros dos d√≠as de noviembre, todo el pa√≠s se prepara para recibir a los difuntos quienes, seg√ļn la tradici√≥n, regresan para convivir con quienes a√ļn viven.

La noche del primero de noviembre, el D√≠a de Todos los Santos, terminan los √ļltimos preparativos para la llegada de los fallecidos, ya sea recibi√©ndolos en panteones, en los hogares, o con desfiles y fiestas.

Esto contin√ļa hasta el segundo d√≠a del mes, el d√≠a de los Fieles Difuntos, en la que muchos amanecen junto a sus difuntos, o rememoran la partida de sus seres queridos.

Sin embargo, esta tradición no luce igual en todos los lugares. Así es como se vivió el Día de Muertos en distintas partes de México:

Tzintzuntzan, Michoac√°n

En la Fiesta de las √Ānimas, como se le conoce al d√≠a de muertos en las comunidades ind√≠genas pur√©pechas, el cementerio del pueblo m√°gico de Tzintzuntzan se llena de flores de cempas√ļchil, luces de velas y comida.

Al estar a la orilla del Lago de Pátzcuaro, en la noche del 1o de noviembre, parten muchas canoas del pueblo hacia la Isla de Janitzio. En el trayecto, se comienza con la preparación de los platillos para los fallecidos.

Eso sin dejar de mencionar la ‚Äėdanza de los pescadores‚Äô, en la cual, con lanza, se realiza la caza del pato sagrado, criado en el Lago y que se cocina para alimentar a quienes velan a sus difuntos durante la madrugada del 2 de noviembre.

Una vez en la Isla de Janitzio, se realizan procesiones hasta el pante√≥n de Tzirum√ļtaro. Ah√≠, se recibe a los visitantes con una fila de veladoras que simbolizan el portal y el camino por el cual los muertos regresan al mundo de los vivos para disfrutar de su comida favorita y otros gustos personales.

San Miguel de Allende, Guanajuato

En San Miguel de Allende se llevó a cabo el tradicional Desfile de Catrinas, que desde el 2002 se convoca el primer día de noviembre, con motivo del Día de Muertos.

Cientos de personas salieron a las calles del pueblo m√°gico a presenciar el paso de personas caracterizadas y la presencia de las mojigangas; ¬ŅQu√© es una mojiganga? Es una clase de marioneta gigante, hecha normalmente de papel mach√©, la cual puede tener una abertura para que se pueda utilizar como botarga, o bien, pueden ser cargadas.

Seg√ļn la p√°gina oficial del desfile, este consta de tres etapas: la primera, en la cual se maquilla a los y las participantes del evento, aqu√≠ intervienen maquillistas profesionales.

La segunda, ya que est√°n listos, salen a las calles de San Miguel, a mostrar el resultado de sus preparativos y de paso obsequian dulces a los ni√Īos.

Finalmente, cierran con una cena y baile, en el que también se lleva a cabo un concurso para premiar a los mejores disfrazados.

Xochitl√°n Todos los Santos, Puebla

Y en el municipio de Xochitlán Todos Santos, los panteones se pintaron de luces durante el festejo del Día de Muertos. Familias enteras se dieron cita en el campo santo para recordar a sus seres queridos fallecidos.

El primero de noviembre, d√≠a de Todos los Santos ‚Äď como el mismo nombre de la localidad ‚Äď las l√°pidas se colorean de flores de cempas√ļchil y terciopelo, y se iluminan con cientos de veladoras. Es una noche en la que nadie duerme, sino que convive con sus difuntos.

Seg√ļn el Sol de Puebla, desde las 19:00 horas hasta las 06:00 del 2 de noviembre, familias enteras velan en los cementerios, donde veneran a los seres queridos con m√ļsica, cena e incluso mariachis. Esto, hasta que llega un sacerdote en la ma√Īana, a oficiar ‚Äúla misa del gallo‚ÄĚ.

Muchos poblanos que ya no viven en Xochitl√°n suelen regresar para continuar con esta tradici√≥n, en la que nadie deja el pante√≥n hasta que se consuma la cera de la √ļltima veladora.

Santiago, Nuevo León

Desde el 31 de octubre hasta el 2 de noviembre, se monta una mega ofrenda en la entrada de la Parroquia de Santiago Apóstol, en el centro del pueblito mágico de Santiago.

A esto lo llaman ‚ÄúEl Altar de los Nuestros‚ÄĚ y es ataviado por cadenas de papel picado, cada escal√≥n tiene refinadas catrinas de papel mach√©, flores, cirios y calaveras monumentales de multicolor que coronan la ofrenda.

De acuerdo con la página oficial del pueblito, a la par se realizan danzas y comparsas prehispánicas y coloniales. Y en la Plaza Ocampo también se exhiben diferentes altares dedicados a personajes populares de la cultura mexicana.

Este a√Īo, el altar estuvo adornado con figuras gigantes de los personajes de la pel√≠cula ‚ÄėCoco‚Äô. Y en las calles desfilaron alebrijes iluminados, como complemento al altar que se pone anualmente.

Lo que hacemos en Animal Pol√≠tico requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener di√°logo con los lectores y algo muy importante: independencia. T√ļ puedes ayudarnos a seguir. S√© parte del equipo. Suscr√≠bete a Animal Pol√≠tico, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El cargo ūüďł | D√≠a de Muertos, as√≠ se recibi√≥ a los difuntos en distintas partes de M√©xico apareci√≥ primero en Animal Pol√≠tico.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.