Déficit público de España se ubicó en 10,09% del PIB en 2020, un récord desde 2009

·3  min de lectura
Un comercio cerrado en Madrid el 25 de marzo de 2021

Producto de la pandemia, el déficit público en España escaló en 2020 a 113.172 millones de euros (unos 133.000 millones de dólares), equivalente a un 10,09% del PIB, una cifra no vista desde 2009, informó el lunes el Ministerio de Hacienda.

Esta cifra recoge "el impacto en las cuentas públicas de la covid-19" pero también refleja "el esfuerzo sin precedentes del Estado para mitigar la crisis económica y social derivada de la pandemia", afirmó el ministerio en un comunicado.

El déficit en 2019 representó solo un 2,86% del Producto Interior Bruto (PIB), lo que significa que su proporción con respecto a la riqueza nacional se multiplicó por 3,5 en un año.

La pandemia produjo una caída en los ingresos de las finanzas públicas de casi 25.000 millones de euros (29.438 millones de dólares), equivalente a un 5% del PIB, explicó el ministerio, que no obstante puso en valor "la mejor resistencia del sistema fiscal" con respecto a crisis anteriores.

Frente a la crisis, se disparó el gasto público, que creció en 53.070 millones de euros con respecto a 2019. Más de tres cuartas partes de esa cifra (85%) corresponden "a medidas adoptadas para mitigar los efectos de la pandemia".

En particular, 21.520 millones de euros (25.320 millones de dólares) sirvieron para costear los planes de desempleo parcial para evitar despidos.

España cerró 2020 con más de medio millón de desempleados adicionales, en particular en los sectores del turismo y la hostelería.

El gobierno de izquierda de Pedro Sánchez prolongó hasta el 31 de mayo el financiamiento público del desempleo parcial.

- Por debajo de las previsiones -

De los casi 45.000 millones de euros (52.882 millones de dólares) que representan el costo socioeconómico del covid-19 para las finanzas públicas españolas, casi 40.443 millones (47.625 millones de dólares) provinieron del Estado central, detalló el comunicado.

Además, el ministerio explicó que para adecuarse a una decisión de Eurostat, España debió integrar en 2020 en las administraciones públicas la SAREB, estructura encargada de liquidar los activos inmobiliarios tóxicos de los bancos españoles que recibieron ayudas públicas en el marco del rescate bancario acordado en 2012 por la Unión Europea.

Tomando en cuenta ese procedimiento contable, que supuso mecánicamente un alza de unos 10.000 millones de euros (11.776 millones de dólares) de déficit en las cuentas públicas, el déficit total se eleva por encima de los 123.000 millones de euros (144.844 millones de dólares) y roza el 11% del PIB.

De todas maneras, ese déficit se ubicó "sensiblemente por debajo del 11,3% (del PIB) comprometido con Bruselas y también inferior a las previsiones de analistas y organismos internacionales" como el FMI, se congratuló el Ministerio de Hacienda.

España, uno de los países europeos más golpeados por el covid-19, sufrió una caída del 11% de su Producto Interior Bruto en 2020, uno de los peores resultados en la zona euro.

El país ha notificado oficialmente más de 75.000 fallecidos y se acerca a los 3,3 millones de contagios.

bur-mig-CHZ/du/mb