Cuna del oficialismo venezolano se prepara para repetición de elecciones

·3  min de lectura
Imagen de archivo del entonces ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Jorge Arreaza, hablando en una conferencia de prensa con su homólogo ruso, Sergei Lavrov, durante una reunión en Moscú

Por Deisy Buitrago y Vivian Sequera

BARINAS/CARACAS, 8 ene (Reuters) - Los votantes de Barinas, un estado escasamente poblado en el este de Venezuela y que ha sido controlado por el gobernante Partido Socialista durante dos décadas, regresarán el domingo a los centros de votación para sufragar en la repetición de la elección de gobernador.

El resultado de la nueva elección, ordenada por el Tribunal Supremo, no alterará el control del partido gobernante sobre la mayoría de las gobernaciones, pero podría ser una victoria simbólica para la fracturada oposición en el estado natal del fallecido presidente Hugo Chávez, dijeron analistas.

El oficialismo, que ganó 19 de las 23 gubernaciones en los pasados comicios regionales de noviembre, ha destacado que su candidato, el excanciller Jorge Arreaza, de 48 años, es padre de uno de los nietos de Chávez.

Una victoria de la oposición, que parecía al alcance de la mano antes de que el candidato original, Freddy Superlano, fuera declarado inhabilitado, enviaría el mensaje de que "el chavismo puede ser derrotado bajo sus propias reglas", dijo Ricardo Sucre, profesor de la Universidad Central de Venezuela.

Barinas, la capital del estado del mismo nombre, lucía el viernes semi vacía, con muchos negocios cerrados, pocas personas y autos en las calles, principalmente debido a los feriados de fin de año, según testigos Reuters. Había personas con sus vehículos haciendo filas para cargar combustible, cuya escasez se ha hecho crónica en el país miembro de la OPEP.

La mayoría de los afiches de campaña en la ciudad son del oficialista Arreaza con un lema que dice "Vuelve la Esperanza" a Barinas, que tiene registrados 600.000 electores.

Javier Contreras, un vendedor de repuestos de automóviles, dijo que "no deberían repetirse las elecciones, aquí ya hubo un ganador y fue Superlano".

Pero "con la repetición de las elecciones llegó más gasolina" a la ciudad, agregó Contreras, de 33 años, mientras esperaba su turno para cargar el tanque de su vehículo. La oposición ha denunciado el uso de recursos del Estado en la campaña con mayor distribución de bolsas de comida a precios subsidiados y bombonas de gas para cocinar, entre otros.

Superlano reclamó la victoria en noviembre, pero fue declarado no apto para un cargo público debido a las investigaciones administrativas pendientes.

El Tribunal Supremo, visto por la oposición como el brazo judicial del gobierno, ordenó entonces una nueva votación, aunque reconoció que la comisión electoral proyectó un margen de victoria de 0,39% para Superlano frente a Argenis Chávez, hermano del fallecido presidente y quien era el candidato oficialista a la reelección.

Chávez se retiró de la contienda y reconoció los resultados iniciales.

"Gana un opositor en un estado que tiene importancia simbólica y geopolítica particular para el chavismo, por lo que el máximo tribunal se saca de debajo de la manga una nueva elección, complaciendo los deseos del Poder Ejecutivo", dijo Carmen Beatriz Fernández, de la consultora DataStrategia.

El nuevo candidato de la oposición es el dirigente local Sergio Garrido, de 54 años.

"Esto es una pelea más o menos a lo que está escrito en la Biblia, que es la pelea entre David y Goliat", dijo Garrido a Reuters el viernes en una entrevista. "David es el pueblo de Barinas y Goliat son ellos. David al final venció a Goliat y este pueblo de Barinas va a vencer a ese Goliat que está allí, que es el régimen".

Barinas es estratégica porque se extiende a ambos lados de las zonas fronterizas, donde operan los grupos armados ilegales colombianos, y las provincias centrales de Venezuela, dijo Rocío San Miguel, presidenta del observatorio Control Ciudadano.

En la elección de Barinas "hay un desafío importante para la oposición en términos de ejercer vigilancia en las mesas electorales, porque sin la vigilancia de las mesas electorales, pues no hay garantías del secreto del voto", agregó.

(Reporte de Deisy Buitrago en Barinas y Vivian Sequera en Caracas. Edición Mayela Armas.)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.