Se cumplen 36 años de la tragedia de San Juanico

·2  min de lectura

TLALNEPANTLA, Méx., noviembre 19 (EL UNIVERSAL).- Una serie de explosiones de la planta de Pemex de San Juan Ixhuatepec terminó con la vida de más de 600 habitantes de San Juanico, donde hoy se conmemoran 36 años de la tragedia que cimbró y enlutó el Valle de México.

La fosa común del panteón Caracoles, donde permanecen cerca de 500 cuerpos de habitantes de San Juanico, que murieron calcinados dentro de sus casas y en las calles cuando iban a trabajar, a la escuela o por la leche, fue visitada esta mañana por autoridades de Tlalnepantla, encabezadas por el alcalde Raciel Pérez Cruz, quien dejó una ofrenda de flores en la enorme losa de concreto.

--Nada ha cambiado en San Juanico

A 36 años casi nada ha cambiado en San Juanico, las gaseras y Pemex siguen operando, pese al compromiso del entonces presidente de la República, Miguel de La Madrid, de que serían reubicadas y que se crearía un polígono de seguridad.

La mayoría de los sobrevivientes, que resultaron quemados por la explosión dejaron San Juanico, muchos se fueron a Valle de Anáhuac en Ecatepec y otros más viven en la Ciudad de México, con sus cuerpos y mentes transformados por la tragedia.

En el llamado "parque de los muertos", el alcalde Raciel Pérez Cruz, afirmó esta mañana de jueves que "este es un día emblemático para quienes vivimos en Tlalnepantla, es una fecha que conmueve a 36 años de la tragedia que conmovió y que aún representan una herida en la memoria colectiva".

Raciel Pérez, anunció la remodelación "de la histórica plaza de San Juan Ixhuatepec, donde se mantiene la memoria de la tragedia, es una plaza de deudas, que hoy no representa la idea de modificar los espacios públicos".

Por ello se propone transformar "este espacio que reclama la ciudadanía de la zona oriente, con una intervención que devuelva la dignidad a este histórico lugar", que fue el epicentro de la explosión, obra que aseguró estará terminada en unos meses.