Cumple una semana tomada de Fiscalía en Juxtlahuaca

·2  min de lectura

SANTIAGO JUXTLAHUACA, Oax., mayo 13 (EL UNIVERSAL).- Pobladores de San Martín Meras, en la Mixteca de Oaxaca, mantienen tomada las oficinas de la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO) con sede en Santiago Juxtlahuaca con un empleado adentro, para exigir su intervención en la liberación de las tres personas retenidas en Cerro Hidalgo.

Luego de que no lograran concretar diálogos con la Secretaria General de Gobierno (Segego) y con autoridades de Cerro Hidalgo, desde la tarde del pasado lunes los pobladores de Peras y familiares de los retenidos tomaron las oficinas de la FGEO con un empleado adentro como medida de presión.

Fue el pasado 7 de abril, que Sergio Salvador López, Filiberto Gracida Rivera y Bernardino Pérez Mendoza, originarios de San Martín Peras, fueron retenidos en la comunidad de Cerro Hidalgo, luego que les asignaran la comisión de propaganda, para el cambio de autoridades en Peras.

"A nuestros familiares los detuvieron a base de engaños para encerrarlos, para exigir otras demandas que tienen que ver con el municipio y no con nosotros; ahora, hemos pedido la intervención de la Secretaría General de Gobierno (Segego), la Defensoría y la fiscalía, para que intervengan y puedan liberarlos y tampoco nos hacen caso", dijo uno de los familiares a EL UNIVERSAL quien pidió omitir su nombre por miedo a represalias.

Este vienes se cumple una semana en la toma de la oficina por parte de familiares y algunos pobladores de San Martín Peras, luego que señalaran que las instituciones han sido omisas a sus demandas. Dijeron que los padres de los retenidos han hecho gastos e invertido su tiempo en ir y venir a Huajuapan, Oaxaca y a Juxtlahuaca, sin tener respuestas.

"Hemos tomado estas medidas porque no nos hacen caso", manifestó uno de ellos. "No sabemos en qué condiciones están porque ya es más de un mes, tampoco nos dejan verlos, nos han dicho que uno de ellos está enfermo y estamos muy preocupados", comentó Petra Díaz Rodríguez, suegra de Filiberto Gracida.

Los familiares aseguran que la Segego sólo los han citado para ver qué ofrecen; sin embargo, no ha habido forma de cumplirles, debido a las demandas de los pobladores de Cerro Hidalgo.

"Ya se inició una carpeta de investigación, pero sólo quedó en Juxtlahuaca, nunca se le dio un seguimiento, ni un proceso; todo mundo se lava las manos y pues no hay nada. Ya estamos cansados de que no nos hagan caso. También hay una orden federal para que la Guardia Nacional y la Policía Estatal acuda, pero ellos tampoco quieren ir", añadieron.

Aprovecharon para señalar que el municipio de San Martín Peras no hay autoridades que ayuden a resolver esta situación, por lo que insisten que son las autoridades del estado quienes deben de intervenir. Los manifestantes expusieron que no dejarán las oficinas de la Fiscalía hasta que no liberen a los tres hombres retenidos en Cerro Hidalgo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.