Culto a Santa Muerte "no es agradable a Dios": Iglesia católica-SLP

·2  min de lectura

SAN LUIS POTOSÍ, SLP, noviembre 3 (EL UNIVERSAL).- El culto a la Santa Muerte "no es agradable para Dios", señaló el vocero del arzobispado de San Luis Potosí, Juan Jesús Priego Rivera, quien sostuvo que esta práctica de ninguna manera forma parte del rito católico o cristiano en general, por lo que pidió a los fieles católicos descartar a esta falsa deidad que más bien tiene rasgos del satanismo.

Expuso: "nosotros no compartimos para nada ese culto, la muerte es precisamente lo que Jesucristo vino a vencer, vino a vencer a la muerte con su resurrección, la muerte es el enemigo, en México desafortunadamente se introdujo este culto, tan extraño, tan sombrío, tan tétrico y ojalá las personas vayan dejando este culto, no tengan miedo de hacerlo".

Insistió en que el culto a la muerte no es agradable a los ojos de Dios, el culto solo puede ser para aquel que dijo "yo soy la vida, el camino y la resurrección"; añadió que este tipo de cultos nació de células del crimen organizado, precisamente como una especie de "talismán" para no perder la vida cuando hacen sus actividades criminales.

No obstante, recalcó que esto no quiere decir que todos los que veneran a la muerte sean delincuentes ni mucho menos, pero es sabido que donde hay imágenes o se le da culto público, son lugares en donde las autoridades tienen mucho que hacer, porque hay un entorno de células delincuencias "pero muchas otras personas lamentablemente lo hacen por ignorancia".

Dijo además, que estas personas tienen que saber que el culto a la muerte no es un culto católico, el fundador o pastor de esa iglesia se viste con las insignias de los obispos católicos con la intención de confundir, pero tienen que saber que no es así "nosotros como cristianos rechazamos rotundamente ese culto".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.