Cubanos de Miami salen a la calle en apoyo de demandas de cambio en Cuba

Miami, 14 nov (EFE).- La comunidad cubana en Miami salió este domingo a la calle para mostrar su apoyo "incondicional" a los cubanos de la isla llamados a participar mañana lunes en la Marcha Cívica por el Cambio y para expresar su rechazo al Gobierno de Cuba y la represión que, según dijeron, ya comenzó.

"Si Cuba está en la calle, Miami también", un eslogan surgido en las protestas del 11 de julio pasado, resonó en los actos organizados por grupos del exilio, cuyos dirigentes advirtieron al Gobierno de Miguel Díaz-Canel que la comunidad internacional va a estar atenta a lo que suceda mañana durante la marcha pacífica.

De hecho, este lunes funcionará un Miami un centro de información del exilio, que recogerá y difundirá las noticias que les lleguen de Cuba, por si el Gobierno responde con un "apagón" de internet.

Con gritos de "Libertad", "Patria y vida" y "Abajo la dictadura", vestidos en su mayoría de blanco y banderas de Cuba y rosas blancas en las manos, los cubanos se concentraron en una dársena situada cerca de la Torre de la Libertad, un icono del exilio, después de que más de un millar de vehículos recorrieran las calles de la ciudad tocando el claxon.

En la dársena más de una veintena de embarcaciones también lucieron enseñas de Cuba e hicieron sonar sus bocinas por la libertad de Cuba y en solidaridad con el 15N, como ya se conoce la marcha convocada por el grupo Archipiélago y declarada ilegal por las autoridades cubanas.

RECHAZO A LA REPRESIÓN Y EL APAGÓN INFORMATIVO

Dirigentes del exilio, como Ramón Saúl Sánchez, del Movimiento Democracia, hicieron votos para que el 15N sirva para dar a conocer que "los hijos de Cuba están unidos para lograr su libertad" y "para sacar de una vez a la tiranía del poder" por medio de la lucha cívica y pacífica.

Orlando Gutiérrez, del Directorio Democrático y la Asamblea de la Resistencia Cubana, subrayó que el exilio tiene "la fuerza moral" requerida para decirle a las Fuerzas Armadas que se unan al pueblo y no al tirano el 15N.

Al condenar la represión que, según dijeron, ya había comenzado este domingo en la isla, Sánchez y Gutiérrez hicieron mención a la retirada de credenciales a los periodistas de la Agencia EFE en La Habana, que ha despertado rechazo de Gobiernos, de la Unión Europea y de organizaciones de periodistas.

"Les enviamos nuestro apoyo a los hermanos de Efe que con gran valentía defendieron la libertad de prensa en Cuba", dijo Gutiérrez en una intervención ante el Memorial Cubano, un monumento a las víctimas del comunismo, desde donde partió la caravana, en la que participaron más de un millar de vehículos, según la Asamblea de la Resistencia Cubana.

Fuentes independientes dijeron a Efe que fueron entre 600 y alrededor de un millar.

En el parque que rodea la dársena, donde llegaron a concentrarse unas 1.000 personas, según cálculos de observadores, Sánchez indicó a Efe que le parece "increíble" que exista un Gobierno temeroso de la voz de su pueblo y que retire además las credenciales a periodistas de la agencia Efe en Cuba para que así el "mundo no se entere de lo que pasa dentro del país".

Esa decisión, dijo, "denota la naturaleza brutal de esa bestia" que es el régimen de La Habana, pues, en su opinión, la "libertad de prensa es una de las más fundamentales que debe tener un pueblo".

AVISO A LOS ARTISTAS CÓMPLICES

Entre los que acudieron a la dársena a manifestarse había artistas exiliados cubanos como el cineasta Lilo Vilaplana y el rapero Raudel Collazo, así como el polémico "influencer" Alex Otaola, así como dirigentes del exilio venezolano y nicaragüense.

También asistió una delegación del partido ultraconservador español Vox, con el eurodiputado Hermann Tertsch a la cabeza.

Raudel Collazo, uno de los raperos cubanos contestatarios más reconocidos a nivel internacional y quien en 2003 lanzó su proyecto "Escuadrón Patriota" en favor de la libertad y la democracia, dijo a Efe que los artistas tienen "la responsabilidad moral de estar del lado de la gente que está siendo reprimida y encarcelada".

"Ser cómplice de la dictadura va a marcar un precedente nefasto para los artistas que sigan guardando silencio", subrayó.

El exprisionero político José Luis García Pérez, "Antúnez", dijo, por su parte a Efe, que el mensaje de hoy es claro: "o salimos a las calles a luchar por nuestra libertad o seguimos 60 años bajo una dictadura".

"Antúnez" sostuvo que los que piden dialogar con el Gobierno cubano en pro de una transición democrática están "equivocados". "A la dictadura hay que tumbarla y eso es lo que va a hacer el pueblo cubano", aseveró.

Durante el acto se guardó un minuto de silencio y dos laicos, uno católico y otro evangélico, dirigieron unas oraciones por Cuba, un país que "anhela la fraternidad basada en la libertad", según dijo una de las presentadoras de los oradores.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.