Cuatro ciudades de Miami-Dade podrían ampliarse. La Comisión decidirá

·4  min de lectura

Un plan ideado hace casi dos décadas para ampliar los límites de cuatro municipios en el oeste del Condado Miami-Dade puede finalmente convertirse en realidad.

Los comisionados del condado celebrarán una audiencia pública el miércoles sobre una propuesta para distribuir ocho millas cuadradas de terrenos, en su mayoría industriales y comerciales, en el área no incorporada de Miami-Dade entre las ciudades de Doral, Medley, Miami Springs y Virginia Gardens.

Si se aprueba, el plan aumentaría el tamaño y la base fiscal de las cuatro ciudades al oeste del Aeropuerto Internacional de Miami y al sur de West Okeechobee Road. Virginia Gardens vería el cambio más drástico: la villa, que mide menos de una milla cuadrada, crecería más de seis veces.

La propuesta de expansión se remonta a 2003, cuando Virginia Gardens solicitó la anexión de tierras, pero los funcionarios de Doral, Medley y Miami Springs protestaron. El condado pidió a las cuatro ciudades que elaboraran un plan conjunto.

Ese plan se finalizó años más tarde después de una disputa entre Doral y Medley, pero los comisionados del condado lo bloquearon en 2013, una victoria para los propietarios de las áreas no incorporadas que temían que sus impuestos a la propiedad aumentaran.

Doral presentó nuevas solicitudes de anexión al condado en 2016, y Medley, Miami Springs y Virginia Gardens hicieron lo mismo al año siguiente.

En 2017, un grupo de propietarios en el área programada para convertirse en parte de Miami Springs demandó a la ciudad y al condado con el fin de bloquear el plan, alegando varias deficiencias en la solicitud de la ciudad. El caso quedó en suspenso hasta que el condado emita su fallo sobre la solicitud.

Según la ley del condado, no es necesario que los electores aprueben las anexiones de áreas comerciales con menos de 250 electores. En la mayoría de las áreas propuestas para ser añadidas a las cuatro ciudades no tiene ningún habitante y están formadas principalmente por almacenes, plantas de fabricación y centros comerciales.

Los funcionarios de las ciudades presionaron a favor de la medida, diciendo que no solo ampliaría su base fiscal, sino que también las ayudaría a proporcionar mejores servicios a las empresas locales, como Policía y obras públicas, a través de sus gobiernos locales en lugar de las agencias de todo el condado.

“Estas anexiones sirven para beneficiar tanto a las empresas como a los habitantes de la ciudad al proporcionar servicios locales que están más cerca de las empresas que se anexan”, dijo el alcalde de Medley, Roberto Martell, en un comunicado, añadiendo que daría a las ciudades “mejor información y control” sobre las áreas que les afectan.

El alcalde de Medley, Roberto Martell, aparece en esta foto del 19 de febrero de 2020.
El alcalde de Medley, Roberto Martell, aparece en esta foto del 19 de febrero de 2020.

La alcaldesa de Miami Springs, María Puente Mitchell, dijo que los funcionarios de la ciudad están entusiasmados por llevar finalmente el proceso a su fin.

“Este ha sido un proceso muy largo y durante muchos años en el que las ciudades ... trabajaron con el condado para llegar a este acuerdo de anexión de cuatro ciudades”, dijo Mitchell en un correo electrónico.

Sin embargo, los propietarios de las áreas no incorporadas pudieran enfrentar importantes aumentos de impuestos. Según los recientes memorandos de la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, con alzas de impuestos anuales de miles de dólares al pasar de las tasas del condado a las de la ciudad, suponiendo que las tasas actuales de las ciudades se mantengan igual.

Levine Cava propone que las ciudades hagan pagos anuales de “mitigación” al condado para compensar la pérdida de ingresos de las arcas del condado.

En 2012, los votantes modificaron los estatutos del condado para exigir a los comisionados que consideren si las anexiones de terrenos comerciales proporcionan beneficios más allá de fortalecer la base impositiva de la ciudad.

El presidente de la Comisión del Condado, José Díaz, está patrocinando las resoluciones de anexión en Doral y Medley, mientras que Rebeca Sosa es la patrocinadora de los planes de Miami Springs y Virginia Gardens.

Las resoluciones irán ante la comisión de Díaz, el Consejo de Política del Presidente, el miércoles a las 3 p.m. Si se aprueban, avanzarán al pleno de la Comisión.

Seis resoluciones separadas detallan las porciones de terrenos que se anexarán. Incluyen:

  • Doral: 0.23 millas cuadradas delimitadas por la autopista Palmetto al este, NW 58 Street al sur, 87 Ave. al oeste y 64 Street al norte.

  • Doral: Una milla cuadrada delimitada por NW 107 Ave. al este, 90 Street al sur, 117 Ave. al oeste y 106 Street al norte.

  • Doral: 1.02 millas cuadradas delimitadas por NW 87 Ave al este, 58 Street al sur, 97 Ave. al oeste y 74 Street al norte.

  • Medley: 2.55 millas cuadradas a través de cuatro áreas de anexión al sur y al oeste de los límites de la ciudad.

  • Miami Springs: 1.59 millas cuadradas delimitadas por el actual límite occidental de la ciudad (cerca de NW 67 Ave.) al este, 36 Street al sur, la autopista Palmetto al oeste y el conector de NW 74 Street al norte.

  • Virginia Gardens: 1.60 millas cuadradas delimitadas por el Aeropuerto Internacional de Miami y NW 55 Ave. al este, la autopista Dolphin al sur, la autopista Palmetto al oeste y 36 Street al norte.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.