Cuando Raphael decidió que nunca vestiría de otro color que no fuera negro en el escenario

·4  min de lectura

Después de que Lola se convirtiera en la serie documental original más vista de Movistar+ a finales de 2021, la plataforma de pago está dispuesta a consagrarse en el género. Esta vez con Raphaelismo. Este ambicioso y cuidado proyecto propone un retrato íntimo sobre Raphael, ahondando en sus éxitos, secretos, miedos y sueños a través de su implicación directa en la producción, la cual cuenta con un ingente archivo fotográfico y audiovisual cedido por la propia familia.

En cuatro intensos episodios que resumen en primera persona sesenta años de carrera, esta serie documental aporta una visión mucho más íntima y humana del mito que todos conocemos hasta el punto de despejarnos la incógnita detrás de la vestimenta de Raphael. Y es que a lo largo de su trayectoria musical el vestuario ha tenido una enorme importancia, luciendo sobre los escenarios un perenne atuendo total negro. Si bien yo pensaba que el de Linares apostaba siempre por este color para que su look no restara protagonismo a su voz, el propio artista confirma la razón detrás de esta predilección.

Imagen de Raphael en 'Raphaelismo' (cortesía de Movistar+)
Imagen de Raphael en 'Raphaelismo' (cortesía de Movistar+)

Raphael ha pasado la mayor parte de su vida encima de un escenario, erigiéndose como una leyenda viva de la música, como un icono siempre avanzado a su época que ha resistido al paso del tiempo, las modas y las críticas. Sin embargo, por mucho que se haya hablado sobre la vida y el estilo único e irrepetible de este artista de 78 años, hay matices que se han pasado por alto y que ahora se exponen sin rodeos en la nueva producción de Movistar+. Un montaje muy recomendable que sirve para entender mejor la singularidad de este reconocido cantante que emigró de Jaén con tan solo 9 meses.

De esta forma, la serie documental profundiza en aspectos tan curiosos como los inicios del protagonista como cantante del coro infantil o el ph de su nombre que básicamente se trata de un guiño al sello discográfico Philips -previamente se le conocía como Falín Martos-. Pero, bajo mi punto de vista, y más allá de reflejar con el estreno de este título el hambre de la televisión por el pasado, uno de los detalles más llamativos que guarda Raphaelismo es la razón por la que Raphael siempre viste de negro. 

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

El documental escenifica que, si bien al comienzo de su carrera el intérprete de Yo soy aquel se vestía de cualquier forma, algo tan circunstancial como la pérdida del equipaje en un viaje provocó que el negro se convirtiera en el color que ha lucido en los escenarios desde los años sesenta.

Como el propio cantante expone en el segundo episodio de Raphaelismo, titulado ¡Viva Raphael!, su romance con el negro surgió a finales de dicha década en México. El episodio en cuestión, que también rememora el paso del andaluz por el Festival de Eurovisión, su escalada del éxito en el teatro Olympia de París, su triunfo en Latinoamérica, Londres o Nueva York, y hasta su primera crisis en Las Vegas, recoge el día que el artista decidió que nunca vestiría de otro color.

©Movistar+
©Movistar+

Y es que cuando viajó por primera vez a Ciudad de México en compañía de Manuel Alejandro, con quien por cierto mantiene un emotivo reencuentro en esta serie documental, y su mánager, Paco Gordillo, le perdieron las maletas en el aeropuerto.

“Llegaron solamente las maletas de las músicas, que entonces se viajaba con una maleta de músicas en papel para que las orquestas leyeran”, rememora Raphael subrayando que debutaba esa misma noche en la sala El Patio “que se reabría después de dos años que había cantado (Édith) Piaf.

El de Linares le pidió a su agente que le buscara una indumentaria negra para salir del paso y, desde entonces, es una de sus marcas personales. Dicho de otro modo, Raphael solicitó a Paco Gordillo que le comprara un pantalón y una camisa negra sin ningún adorno dado que en su equipaje se encontraba la elegante ropa con la que iba a actuar en el histórico escenario azteca. “Le dije a Paco que me comprara un pantalón negro de media talla y una camisa negra y, bueno, ya pude comprarme un traje, pero ya se me quedó el amuleto de salir de negro porque, hasta entonces, yo no salía de negro, apunta el cantante.

“Vestirme de negro todos los días en concierto nació ahí”, sentencia en el montaje disponible en Movistar+ desde el 13 de enero.

Y es que esa noche el negro se convirtió en el amuleto de Raphael ya que el cantante causó tanto furor y cosechó tanto éxito que decidió que, a partir de ese momento, dicho color sería como un uniforme para él. “(El Patio) era lo máximo para las estrellas extranjeras porque antes los solistas saltaban pero la gente bailaba. Entonces aquí él rompió esa tradición, y ya después los artistas cantaban y bailaban”, explica el empresario mexicano Miguel Alemán.

“El publiquito que tenía era Cantinflas, el presidente, María Félix, Dolores del Río”, recuerda Raphael mientras que el cantante Carlos Rivera destaca que “si tú buscas información de El Patio de las primeras cosas que te van a aparecer es que marcó el debut de Raphael. Y ya cuando un lugar te toma a ti de referencia es porque algo grande hiciste ahí. A todas las nuevas generaciones solo nos queda lo que hemos escuchado y, si te metes un poquito más a investigar, sorprenderte con la historia extraordinaria de ese lugar”.

Si bien se puede percibir en este detalle que el artista es una persona un tanto supersticiosa, la realidad es más simple que cualquier propensión: a la hora de actuar Raphael no se arriesga. Una decisión, por otra parte, muy coherente: ¿si algo te funciona bien para qué cambiar?

En pocas palabras, hay una historia muy interesante tras el clásico atuendo negro del intérprete de Mi gran noche que se cuenta detalladamente en Raphaelismo. Una serie documental extraordinaria que refleja cómo el armario repleto de prendas negras de Raphael ha sido determinante a la hora de crear la imagen de este artista inigualable que cuenta con 335 Discos de Oro y 50 discos de Platino, así como un Disco de Uranio.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.