Cuándo y por qué se debe cambiar el líquido de transmisión de un auto

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 2 (EL UNIVERSAL).- Cuando un auto se avería o comienza a funcionar con dificultades, en muchas ocasiones se debe a problemas con la lubricación en algunas de sus piezas. Si no se soluciona a la brevedad, el vehículo podría sufrir daños ocasionados por el exceso o escasez de líquido. Para evitar y prevenir este tipo de cuestiones, lo ideal es monitorear periódicamente el estado de elementos como el líquido de transmisión, y una vez llegado el momento, reemplazarlo.

A continuación te explicamos los pasos para detectar cuándo debe cambiarse el líquido de transmisión y cómo hacerlo.

¿Cómo funcionan los líquidos de transmisión de un automóvil?

La transmisión de un auto es un sistema de engranajes que se sincronizan con el motor y las llantas para lograr que corra adecuadamente. Es decir, se trata de piezas metálicas que tienen fricción entre ellas, por lo que es necesario un lubricante que facilite los movimientos y evite que se desgasten prematuramente por el mismo roce o por las temperaturas que suelen elevarse, menciona Bardahl.

¿Cada cuánto cambiar el líquido de transmisión?

Launch Ibérica, compañía dedicada a la fabricación y reparación de piezas, sugiere que el tiempo idóneo para realizar un cambio de líquido en la transmisión es cada 60 mil kilómetros. La cifra anterior es respaldada en los manuales de uso de los fabricantes, donde incluso se menciona que, omitir este servicio, podría significar perder la garantía, lo que se traduce en reparaciones de costos elevados que deberán ser cubiertos en su totalidad por el propietario o el seguro.

¿Qué provoca que el líquido se desgaste más rápido?

- Utilizar tu vehículo en circulaciones con marcha lenta durante períodos prolongados de tiempo.

- Forzar el auto en caminos irregulares o subidas extremas.

- Exceder la carga que el carro es capaz de soportar.

Señales de que el líquido está agotando su vida útil

- Los cambios y funciones se alentan.

- La transmisión emite sonidos y la marcha se ve forzada.

- El kilometraje excede las cifras recomendadas.

- Existe alguna fuga de líquido.

¿Cómo cambiar el líquido de transmisión?

Si ya detectaste que ha llegado el momento de reemplazar el líquido de tu auto, ahora tendrás que seleccionar el más adecuado para tu vehículo. Existen diversos tipos de aceite que satisfacen las necesidades específicas de cada modelo basándose en la marca, modelo, ambiente en el que se desenvuelven y el uso general del coche. En este sentido, te sugerimos consultar el manual de tu carro o preguntarle a tu mecánico de confianza para que te oriente y resuelva las dudas que puedan surgir. Una vez que sepas todo esto, viene el paso más importante, cambiarlo.

De forma manual, los pasos a seguir según la tienda de productos automotrices Protecars, son los siguientes: con el motor apagado, retira el aceite desde el conocido como "tapón de vaciado", a continuación cambia el filtro y limpia las piezas cercanas, verificando que no se encuentren dañadas u oxidadas.

Finalmente, vierte el líquido hasta los límites recomendados para tu carro y cerciórate de que no se presente ninguna fuga. También puedes optar por llevarlo a un centro de servicio donde se utilizan máquinas y artefactos diseñados para reemplazar el líquido de transmisión de manera rápida y eficaz.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.