Critican pacto entre El Salvador y EE.UU. sobre solicitantes de asilo

Agencia EFE
·3  min de lectura

Los Ángeles, 17 dic (EFE News).- Defensores de los derechos de los inmigrantes rechazaron este jueves la vía libre pactada por los Gobiernos de El Salvador y Estados Unidos a un plan en que la nación centroamericana recibirá en su territorio a inmigrantes que soliciten asilo en el país del norte.

El Departamento de Seguridad Nacional anunció que EE.UU. y El Salvador han concluido los detalles para la implementación del Acuerdo de Cooperación de Asilo (ACA), el cual fue firmado en septiembre de 2019, y que el plan está listo para su aplicación.

En virtud del plan, "algunos migrantes que soliciten asilo o protección humanitaria similar en la frontera de Estados Unidos serán transferidos a El Salvador para que busquen protección en ese país”, señalaron las autoridades en un comunicado.

“Es una burla al debido proceso internacional y al debido proceso establecido a los derechos de los peticionarios de asilo”, dijo a Efe Salvador Sanabria, director de El Rescate, organización defensora de los inmigrantes basada en Los Ángeles.

El activista de origen salvadoreño dijo que el Acuerdo es una contradicción ya que El Salvador ha sido uno de los países que más expulsa inmigrantes que buscan quedarse en Estados Unidos a través del asilo y otras protecciones.

“Actualmente casi 200.000 salvadoreños que están amparados por el Estatus de Protección Temporal (TPS), que mandan cientos, miles de dólares en remesas a El Salvador y mantienen la economía, están luchando por quedarse en este país, para que ahora (el presidente salvadoreño) Nayib Bukele esté cediendo ante la presión del Gobierno de Donald Trump perjudicando a otros inmigrantes”, insistió.

La noticia de los últimos detalles del acuerdo se dio a conocer tras la visita del secretario interino de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Chad F. Wolf, a El Salvador "para reunirse con contrapartes regionales y discutir cuestiones de seguridad más amplias que afectan a la región".

La aplicación del ACA entre Estados Unidos y El Salvador "es un paso fundamental para el establecimiento de un enfoque verdaderamente regional de la migración y, más concretamente, para ofrecer protección a los migrantes que son víctimas de persecución", dijo Wolf, según una nota de prensa de la Embajada de EE.UU. en El Salvador.

El funcionario estadounidense dijo que "hemos notado la reducción de salvadoreños que emigran a Estados Unidos; por eso estamos aquí, para continuar las relaciones con El Salvador, un país que se ha convertido en un modelo para la región”.

Al respecto, Tatiana Broff, consultora para temas regionales de Women’s Refugee Commission, advirtió en que la nueva Administración del hoy presidente electo estadounidense Joe Biden tendrá que lidiar con estos acuerdos establecidos con El Salvador, Honduras y Guatemala, y que era preferible que no entraran en vigor antes de que el nuevo Gobierno llegara a la Casa Blanca el próximo 20 de enero.

Hasta el momento el único país que ha echado a andar el acuerdo es Guatemala.

Sanabria aseguró que aunque es muy poco lo que la diáspora salvadoreña en EE.UU. puede hacer en este momento para detener la implementación del pacto, alentó a los votantes a comunicarse con sus representantes en el Congreso estadounidense oponiéndose al Acuerdo.

(c) Agencia EFE