Cristiano Ronaldo tuvo un clásico fatídico: se fue silbado por el público tras descontrolarse y pegarle un patadón a un rival

·4  min de lectura
La violenta falta de Cristiano Ronaldo al final del clásico de Manchester
La violenta falta de Cristiano Ronaldo al final del clásico de Manchester

Pasaron 30 años desde la última vez en la que Manchester United perdió ocho partidos de local en un año calendario. Con el desigual encuentro de esta sábado ante Manchester City, esa cuenta se reinició. Quedó corto el 2 a 0, tras el gol en contra de Eric Bailly y un anticipo en la línea del arco de Bernardo Silva. La fortaleza que le imprimía Old Trafford a sus jugadores no solo se debilitó: hoy directamente se tradujo en silbidos. ¿Cristiano Ronaldo? Tuvo un flojo partido, se descontroló y se fue amonestado.

Manchester United no pudo contraerrestar el continuo dibujo de pases de su clásico rival en ningún pasaje del encuentro. Con una actitud inerme y poca reacción, la dupla central de los Red Devils terminó empujando en meta propia un gol que se anunciaba a pura intensidad y avance Citizen. Luego, el segundo ocurrió a las espaldas de Luke Shaw, descuidado de principio a fin.

El luso no pudo ocultar su decepción
El luso no pudo ocultar su decepción (Agencia AFP/)

No había comenzado el complemento que desde las gradas comenzó a bajar un intenso “buuuu”, el tácito rugido inglés de descontento. Iba dirigido a todos los jugadores y al entrenador, Ole Solksjaer, a quien habían aplaudido minutos antes a pesar del revés por 5-0 de octubre ante Liverpool y la decreciente curva de rendimientos. El United cae y se recupera con triunfos fuera de contexto. Pero termina volviendo a las dolorosas derrotas con un plantel del cual se espera mucho más.

El murmullo fue dirigido, también, hacia Cristiano Ronaldo, a quien el diario The Guardian calificó con un 5. Cómo no. Porque el portugués no tuvo su tarde en su primer derby de Manchester jugado de local en once años (el último había sido en 2009). Bajó la cabeza en varios momentos del cotejo y, a los 85 minutos, se descontroló: atendió a Kevin De Bruyne en una acción de impotencia. El volante belga controlaba de espaldas cuando sintió una pierna que lo enganchaba; aterrizó en el césped de rodillas.

La actitud del delantero portugués, que derivó en una tarjeta amarilla, viene siendo reprochable desde el 24 de octubre, cuando se enfureció en la histórica goleada por 5 a 0 ante el otro clásico, Liverpool. Allí, agredió a un rival que estaba tendido en el piso con la pelota abrazada. “Le quiso sacar el balón”, justificaron algunos, pero la acción fue tan intensa que quedó claro que se trató de un capricho.

Al igual que su equipo, Ronaldo también alterna con muy buenas actuaciones. Una de ellas fue la semana pasada, cuando convirtió contra Tottenham en la goleada por 3 a 0. La otra, hace cuatro días, cuando salvó a su equipo de perder ante Atalanta con un brillante gol sobre el final. Muchos medios ingleses coinciden en que esas remontadas solo ocurrieron gracias al empuje anímico del 7, mas allá de su capacidad anotadora.

Ederson bloquea uno de los pocos disparos que pudo conectar el portugués en el encuentro
Ederson bloquea uno de los pocos disparos que pudo conectar el portugués en el encuentro (dpa/)

The Guardian lo califica como “un futbolista notable que se deleitó en producir un espectáculo tardío [por su actuación en el encuentro ante el club de Bérgamo]. El jugador de 36 años es un fenómeno, pero no debería tener que empujar al United sobre sus hombros prácticamente cada vez que juegan”.

“Necesitamos tomar las riendas, necesitamos esa confianza y la convicción de que podemos y debemos hacerlo”, dijo hoy, tras el partido, Luke Shaw a MUTV, el canal oficial del club. Ronaldo también dijo unas palabras, y habló de la necesidad de mejorar.

Es cierto que en Old Trafford están acostumbrados a ganar, entonces presentes desfavorables como este suelen ser puestos bajo varias lupas. Pero, contexto aparte, un plantel rico en estrellas como lo es el del club más grande de Manchester debe estar a la altura de las expectativas. De momento, marcha quinto en la Premier League, ya muy lejos de Chelsea, que, de ganar hoy, alcanzaría las 28 unidades. Los de Solksjaer están anclados con17 puntos.

El próximo sábado 20 de noviembre tendrá una chance inmejorable -ante Watford- de sumar. Si no lo logra, aterrizará en los quince días más calientes del semestre: el 28 de este mes debe visitar a Chelsea; cinco días después, recibirá a Arsenal.

La patada de Cristiano Ronaldo a Kevin De Bruyne

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Lo que se comenta, fue la recomendación de Ronaldo para el Manchester.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.