Crisis en Venezuela: con Maduro fortalecido, se reanuda en México el diálogo entre el chavismo y la oposición

El presidente de Colombia, Gustavo Petro, y el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, este mes
El presidente de Colombia, Gustavo Petro, y el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, este mes

BOGOTÁ.– Pasaron 13 meses, pero parecen varios años en un carrusel de tiras y aflojas. El chavismo y la oposición democrática de Venezuela regresan hoy a la mesa de negociación de México para firmar el acuerdo social alcanzado en un nuevo escenario internacional.

La actual coyuntura, marcada por la invasión de Ucrania del principal aliado de Caracas, Vladimir Putin, así como de la crisis energética mundial y de la hegemonía izquierdista en el continente, ha empujado su regreso a la arena internacional tras el aislamiento sufrido en los últimos años. Sin la confluencia de todos estos factores, las negociaciones de México permanecerían en el purgatorio diplomático.

El anuncio se sabía inmediato desde hace tres días, cuando el diplomático español Rafael Dochao, jefe de la delegación de la Unión Europea (UE) en Caracas, deslizó que en México se anunciaría que casi 3000 millones de dólares de los fondos venezolanos congelados por las sanciones aplicadas por Estados Unidos se usarán para combatir la crisis humanitaria y mejorar los servicios públicos. Se trata de un acuerdo que han estado discutiendo en Caracas entre las dos partes y que Washington estaría dispuesto a llevar a cabo con intervención de agencias de la ONU.

Además, sobre la mesa están los permisos para que la multinacional estadounidense Chevron se despliegue en Venezuela para mejorar su industria petrolera, hundida tras dos décadas de intervención revolucionaria y militar.

Los presidentes de Venezuela, Nicolás Maduro, y Francia, Emmanuel Macron, en Sharm el Sheij, Egipto
Los presidentes de Venezuela, Nicolás Maduro, y Francia, Emmanuel Macron, en Sharm el Sheij, Egipto

El gobierno revolucionario celebró la liberación del dinero bloqueado por las sanciones con una magistral pieza de propaganda para mayor gloria del “arquitecto de la paz” (Nicolás Maduro), “junto a nuestro pueblo y con Mahatma Gandhi”. En el comunicado hecho público para confirmar que sus enviados viajarán de inmediato al país norteamericano para firmar el bautizado como Segundo Acuerdo Parcial para la Protección del Pueblo Venezolano se detalla que “los recursos rescatados irán a reforzar el sistema público nacional de salud en equipamiento, recuperación de infraestructuras, dotación de insumos, vacunas y medicamentos, además de ampliar y reforzar el servicio de energía eléctrica, la atención a una parte significativa de la infraestructura escolar y a necesidades derivadas de la emergencia por las lluvias torrenciales”. En definitiva, buena parte de los servicios públicos destruidos por la revolución incluso desde antes de la llegada de Maduro al poder hace casi una década.

La piedra angular del acuerdo alcanzado con la oposición, con la facilitación de Noruega, es cómo y quién gestionará esos fondos para evitar lo que casi todo el mundo teme: que la corrupción sistémica del chavismo vuelva a devorar los fondos de la nación. Según organismos nacionales, internacionales y los asesores económicos más cercanos a Hugo Chávez, la revolución desfalcó más de 500.000 millones de dólares desde su llegada al poder.

Chevron
La petrolera estadounidense Chevron volvería a operar en Venezuela

“Es una excelente noticia en la que trabajamos en el Foro de Paz de París. ¡Continuaremos apoyando este proceso para lograr resultados concretos en beneficio del pueblo venezolano!”, se congratuló el presidente francés, Emmanuel Macron, cuya intervención fue definitiva para conseguir la fumata blanca.

“Los retrasos en la reanudación también tuvieron que ver con la preferencia de Estados Unidos de esperar a que pasaran las elecciones de medio término. La licencia a favor de Chevron confirmaría que Biden está más dispuesto a asumir riesgos a pesar de las resistencias en el Congreso estadounidense”, explicó el internacionalista Mariano de Alba.

Exigencias

La oposición, por su parte, insiste en la necesidad de incluir condiciones para las elecciones presidenciales de 2024. Una de sus primeras exigencias es que el gobierno anuncie cuál será la fecha de las presidenciales, ya que está decidida a llevar a cabo sus propias elecciones primarias a mitad del año que viene.

“Venezuela no puede esperar”, explicó Juan Guaidó, presidente encargado todavía, pendiente de la decisión que tomen los diputados democráticos el 5 de enero próximo.

21/11/2022 Juan Guaidó, dirigente opositor de Venezuela POLITICA SUDAMÉRICA VENEZUELA INTERNACIONAL CENTRO DE COMUNICACIÓN NACIONAL
21/11/2022 Juan Guaidó, dirigente opositor de Venezuela POLITICA SUDAMÉRICA VENEZUELA INTERNACIONAL CENTRO DE COMUNICACIÓN NACIONAL

La firma de mañana no garantiza absolutamente nada: otro acuerdo parcial alcanzado en septiembre de 2021 no se cumplió. Fue precisamente Maduro quien torpedeó las negociaciones abiertas en México hace 13 meses, tras la extradición a Estados Unidos del magnate colombiano Alex Saab, considerado su testaferro y el principal operador financiero de la revolución. Tras tiras y aflojas durante meses, la intervención de Macron, de la mano de los presidentes Gustavo Petro y Alberto Fernández, consiguió que se acercaran las posturas.

Maduro no ha conseguido liberar a su “diplomático” Saab, pero forzó la inclusión en su delegación de su mujer, Camila Fabri, designada como “defensora de derechos humanos” por mandato presidencial. Se desconoce que cuente con cualquier credencial en la materia, más allá de la acusación que sufre en su país, Italia, por lavado de dinero.

“Recibimos con beneplácito el regreso al diálogo, esperamos que trabajen por el alivio de los desafíos humanos que enfrentan los venezolanos y elecciones libres y justas”, dijo Brian Nichols, subsecretario de Estado norteamericano.

“La negociación en México significa una oportunidad gigante para cambiar los escenarios positivamente, tanto en materia petrolera como en materia social. Ambas partes cantarán victoria y la verdad es que ganando el país, la población y el sector productivo, ganamos todos”, expresó con entusiasmo Luis Vicente León, presidente de Datanálisis.