Crece polémica por el Tren Maya. "Millones están a favor", Embajadora de México en Francia

·2  min de lectura

El gobierno de México promueve el Tren Maya, un controvertido proyecto multimillonario que sigue provocando protestas. Es un proyecto social "para promover el desarrollo económico, el turismo, y controlar un poco la migración ilegal", dice Blanca Jiménez Cisneros, Embajadora de México en Francia. Un sector de la población de esa zona teme por su rico patrimonio ambiental y prehispánico, lo que contrasta con los esfuerzos del gobierno para recuperar piezas arqueológicas que salieron ilegalmente del país.

El proyecto del Tren Maya recorre cinco estados del sureste del país a través de 1 500 kilómetros. Debería facilitar el traslado de los cerca de 14 millones de turistas que cada año recorren la Rivera Maya, y dar empleo a 300 mil personas. Iniciado en 2020 debe comenzar a operar en 2024. Ha unido a cientos de miles de habitantes del sureste mexicano, especialistas en arqueología, economistas, ambientalistas y numerosas organizaciones sociales que afirman que es un despropósito. Su construcción ha estado salpicada de denuncias de corrupción, y para sorpresa de todos, el presidente Andrés Manuel López Obrador decidió en julio pasado declarar ese polémico proyecto una causa de “seguridad nacional”.

El hecho de decretar este proyecto, inicialmente turístico, como un tema “estratégico y de seguridad nacional”, evita que pase por el Parlamento. La representante de México en Francia afirma que el tren busca también controlar la migración.

La pregunta que se plantea es si la construcción del tren no va a permitir que los migrantes ilegales circulen más fácilmente. Blanca Jiménez Cisneros explica que va a incrementar las posibilidades de trabajo y mejorar la economía local, de manera de ir fijando a la gente a la región.


Leer más sobre RFI

Leer tambien:
‘Hay una dilación de los procesos judiciales contra el Tren Maya’
El gobierno mexicano apelará la suspensión judicial de la construcción del Tren Maya
Los ambientalistas mexicanos ganan una batalla contra el megraproyecto del 'Tren Maya'